La vitamina k1, es una de las vitaminas conocidas mayormente por su actuación como coagulante de la sangre. Su nombre científico es filoquinona y está contenida dentro de los vegetales de hojas verdes. Teniendo buenos niveles de vitamina k1 en el organismo, se garantizan unos huesos fuertes y sanos.

Vitamina k1

¿Qué es la vitamina k1?

Es una vitamina soluble en grasa, que fue descubierta en el año 1.935, por Henrik Dam, un investigador de origen danés, quien la bautizó con la letra k debido a sus raíces danesas y la vinculación con su principal función como coagulante de la sangre. Es entonces que se denomina como koagulation.

Su nombre científico es filoquinona, y su presencia es requerida para la activación de proteínas que participan en diversos procesos biológicos, destacándose su acción como coagulante, entre otros.

De igual manera, la presencia de vitamina k1 es necesaria en la activación de las proteínas contentivas dentro de la matriz extracelular de células óseas (huesos), y también de músculo liso, elemento que facilita la coalición del calcio.

También sirve de regulador del metabolismo de los huesos, ya que minimiza el riesgo de la calcificación vascular y otras enfermedades cardiovasculares. Ante las patologías de cáncer hepático, la leucemia, el cáncer de pulmón, de colon, oral, de mama y vesical, la vitamina k1 se presenta como un protector.

Los alimentos que contienen vitamina k1, son verduras de hojas verdes, como por ejemplo, el brócoli y las coles de Bruselas. La vitamina k1 es la presentación menos toxica con la que cuenta la vitamina K, por lo que es una de las preferidas en el mundo.

Otra de las razones es que tiene una acción más fuerte, rápida y efectiva, para contrarrestar ciertas afecciones que se producen cuando el cuerpo no cuenta con suficiente vitamina k1. Debido a la importancia que tiene esta vitamina, investigadores y especialistas han recomendado que se aumente la cantidad de vitamina k1 dentro de la dieta alimenticia habitual tanto en adultos como en los niños.

Otros nombres

  • 4-Amino-2-Methyl-1-Naphthol
  • Fat-Soluble Vitamin
  • Menadiol Acetate
  • Menadiol Sodium Phosphate
  • Menaquinone
  • Menatetrenone
  • Phytonadione
  • Methylphytyl Naphthoquinone
  • Vitamine Liposoluble
  • Vitamine Soluble dans les Graisses.

Historia

La vitamina k1 data desde el año 1.929, cuando fue descubierta por parte de un científico de origen danés de nombre Henrik Dam, quien se encontraba realizando estudios sobre el papel del colesterol dentro de la alimentación de los pollos.

A través de los estudios y pasadas varias semanas, los pollos presentaron hemorragias y sangrados ante la deficiencia del colesterol en su alimentación. Sin embargo, estas anomalías no pudieron solucionarse con el solo hecho de incluirles el consumo de colesterol en la comida.

Dentro del experimento se extrajo un segundo elemento en conjunto con el colesterol, componente que fue nombrado en un primer momento como “vitamina de la coagulación”. Dicha vitamina recibió posteriormente el nombre de vitamina K, gracias a su efecto de coagulación y a la nomenclatura del nombre en idioma alemán como koagulation.

A estos estudios se sumaron otros expertos como el caso de Edward Adelbert Doisy, un investigador procedente de la  Universidad de San Luis, quien contribuyó al descubrimiento de su estructura química y natural. En el año de 1.943, ambos investigadores compartieron el premio Nobel de Medicina por sus trabajos sobre la vitamina K.

Estructura y formulación 

La vitamina k1, forma parte del grupo de derivados que conforman la vitamina K, cuyos miembros comparten un anillo metilado de naftoquinona como parte de su diagrama. Este factor a su vez es variante dentro de la cadena lateral alifática que está vinculada en la tercera posición.

La vitamina k1 o filoquinona como también es llamada, es invariable. Dentro de su cadena lateral contiene cuatro residuos isoprenoides, uno de ellos insaturado. Generalmente, la naftoquinona ejerce un mecanismo de acción parecido entre todas las formas y presentaciones de la vitamina K.

Pese a esto, podrían ocurrir ciertas diferencias de tipo sustanciales referidas a la biodisponibilidad, la capacidad de absorción intestinal, distribución hacia los tejidos, entre otras diferencias, las cuales podrían ser originadas por las distintas afinidades de los lípidos existentes en las cadenas laterales. También podrían ser el resultado de las diversas matrices del alimento en las cuales se propician.

Vitamina k1

Síntesis

La biosíntesis de la vitamina k está supeditada a la ruta del 1.4 – dihidronaftoato, en donde el antecesor se oxida a la quinona, conocida esta como parte de la molécula esencial para animales, y él porque de su denominación como “vitamina”.

En el proceso se descarboxila y se alquila con una cadena poliprenólica de entre 1 y 15 unidades isoprénicas. Dicho proceso es ejecutado gracias a la acción de una enzima conocida con la nomenclatura: 1,4-dihidroxi-2-naftoato polipreniltransferasa.

En cuanto a la metilación, el mismo se produce gracias a la acción de una segunda enzima con SAM denominada coenzima. Su nomenclatura es: S-adenosil-L-metionina:desmetilmenaquinona metiltransferasa.

Fuentes de vitamina k1

La vitamina k1 o filoquinona, está contenida dentro de plantas verdes, por lo que es usual conseguirla dentro de verduras de hoja verde oscura. En ese sentido, se puede decir entonces, que vegetales como el brócoli, las coles de brucelas, la espinaca y el kale, son tomadas como fuentes principales de vitamina k1.

Función de la vitamina k1

La vitamina K realiza diversas funciones, muchas de ellas relacionadas a la actuación en conjunto con las proteínas Gla, las cuales contienen residuos de un aminoácido conocido con el nombre de ácido gamma-carboxiglutámico, el cual es un elemento común en todas las proteínas que dependen de la vitamina K.

En la actualidad existen unas 14 proteínas humanas que son dependientes de la vitamina K y que son contentivas de Gla. Estas proteínas tienen un rol protagónico dentro de la regulación de tres procesos fisiológicos:

1.- Coagulación de la sangre

2.-​ Metabolismo óseo

3.- Biología vascular

Los residuos Gla, comprenden una parte fundamental dentro de la función biológica que deben cumplir todos los minerales y proteínas del cuerpo, categorizadas como proteínas Gla.

​La vitamina K tiene que ver con la carboxilación de algunos residuos glutámicos que constituyen los residuos gamma-carboxiglutamatos o residuos Gla.  De igual manera, estos residuos tienen que ver con el acoplamiento del calcio.

Función en la célula

En el año 1.974, se descubrió a través de diversas investigaciones, la función que viene a cumplir la vitamina K. El experimento consistió en aislar el elemento de coagulación presente dentro de dicha vitamina, donde se emplearon como muestras a unas vacas, a quienes les dieron fuertes dosis de Warfarina, un opuesto de la vitamina k.

Se tenía entonces dos grupos de vacas, unos tratados con warfarina y otros que no. El primer grupo presento protrombina contentiva de 10 residuos del aminoácido glutamato, adyacente al amino final de dicha proteína.

Los animales no tratados, presentaron 10 residuos inusuales, cuya composición química correspondían a gamma – carboxiglutamatos o Gla. Estos resultados evidenciaron la importancia de la vitamina k como un factor primordial dentro de la reacción de carboxilación mediante la cual los residuos Glu se transforman en Gla.

El procedimiento donde la viamina K transforma el Glu en Gla, se produce dentro de la célula, con la reducción del electrón, que a su vez hace que la vitamina k se minimice, tomando el nombre de vitamina K hidroquinona, accionando la enzima denominada epóxido – reductasa.​

La nueva vitamina K hidroquinona, es oxidada por otra enzima, ya que con ello se permite que se produzca la carboxilación de Glu a Gla. Esta otra enzima es conocida con el nombre de gama -glutamil carboxilasa​ o simplemente carboxilasa, una enzima dependiente de vitamina K.

Si la enzima carboxilasa está disponible para oxidar entonces se dará la reacción de carboxilación, proceso mediante el cual la vitamina K hidroquinona se pueda pasar a vitamina K epóxido, al mismo tiempo. Ambas reacciones son denominadas como acopladas.

La vitamina K epóxido reductasa reconvierte el epóxido de vitamina K en solo vitamina K. Cabe destacar que ambas enzimas forman parte del período de la vitamina K.​ La vitamina K es continuamente reciclada dentro de las células, razón por la cual su presencia podría ser deficiente dentro de la dieta diaria de las personas.

La acción de la epóxido reductasa podría ser bloqueada debido a la presencia de la warfarina y otras drogas cumadinas. Como consecuencia de ello, las concentraciones de vitamina k e hidroquinona en los tejidos, disminuye.

También influye en las reacciones de carboxilación que son ejecutadas por la Glutamil Carboxilasa, resultando las mismas ineficientes. Esto trae como consecuencia que se produzcan elementos de coagulación pero con una reducción parcial o completa de los residuos Gla.

Con la ausencia de los residuos Gla dsentro del amino terminal, se influirá en la estabilidad de los vasos sanguíneos, deteniendo tanto el proceso de coagulación como el de la formulación de los coágulos, cuando se produce una lesión en el tejido o sufre daños.

Se ha determinado que el suministro de Warfarina a un paciente elimina su respuesta de coagulación, razón por la cual debe ser monitoreada cuidadosamente con el objetivo de evitar que ocurra una sobredosis.

Proteínas Gla

Las proteínas anticoagulantes, proteínas C y S, y el Factor proteína Z, están categorizadas como proteínas Gla, al igual que los factores de coagulación II o también llamada protrombina, que es proteína del plasma sanguíneo.

De igual manera, también están los factores VII, IX, y X, los cuales forman parte de la estructura primaria de las proteínas Gla. Asimismo, se registran dentro de esta estructura la proteína Gla ósea, denominada como osteocalcina. Dicha proteína es inhibitoria de calcificación Matriz Gla – proteína (MGP).

Un componente de crecimiento, que activa al receptor Axl de tirosina kinasa, es el gen específico de regulación de crecimiento celular 6, proteína Gas6, el cual puede llegar inclusive a estimular la proliferación celular.

La participación de los residuos Gla con relación a estas proteínas, pasa a ser esencial dentro de la actividad funcional en todos los casos donde su labor es ya conocida. Las proteínas Gla están presentes dentro de las estructura de un gran número de animales de especies mamíferos, vertebrados, peces, pájaros, entre otros especímenes.

Un ejemplo se pone de manifiesto con el caso del veneno contentivo en la mayoría de las serpientes de origen australiano, el cual, al entrar en el organismo de las personas, de inmediato activa su sistema de coagulación sanguíneo.

Otro ejemplo se puede evidenciar en el pez caracol cazador conocido como Conus Geographus, un animal que​ produce un tipo de veneno que contiene cientos de péptidos neuroactivos o conotoxinas, con lo que puede llegar a propinar la muerte de una persona.

Función en las bacterias

Muchas bacterias, como la Escherichia coli, encontradas en el intestino grueso, pueden reunir un alto contenido de vitamina k2 o menaquinona, mas no es el caso de la vitamina k1  o filoquinona.

En este caso, la responsabilidad recae sobre la menaquinona, quien actúa transportando dos electrones entre dos moléculas distintas y pequeñas, lo que es conocido como la respiración anaeróbica.

La menaquinona transferirá estos dos electrones con la ayuda de otra enzima, en dirección a un oxidante provechoso como es el caso del Fumarato o Nitrato, conocidos como un receptor de electrones.

Algunas de estas reacciones, forjan la creación de una fuente de energía celular, de una forma parecida a la respiración aeróbica de la célula eucariota.

Vitamina k1 ¿para qué sirve?

La acción de la vitamina k1, ha demostrado cierta eficacia en lo que respecta a la prevención de problemas hemorrágicos, los cuales se hacen comunes en los recién nacidos, que nacen con bajos niveles de vitamina K en el organismo. A esta patología se le conoce como una enfermedad hemorrágica.

Una forma de corregir este problema, es suministrándole al recién nacido una dosis de vitamina K1, ya sea por vía oral o como inyección. Generalmente, las inyecciones funcionan mejor, siendo colocadas en el musculo, para así prevenir los problemas hemorrágicos en los recién nacido.

La vitamina k1 se incluye además en la prevención y tratamientos de problemas hemorrágicos en pacientes que presentan bajos niveles de proteína de coagulación protrombina, lo que se puede prevenir aplicando una inyección en la vena de vitamina K1 o con la ingesta de algún medicamento que contenga dicha vitamina.

Sirve también para invertir los efectos del exceso en el uso de warfarina, con la finalidad de prevenir una posible coagulación sanguínea. Existen trastornos hemorrágicos de tipo hereditarios denominados como carencia de factores de coagulación, los cuales son dependientes de vitamina K.

Además de su función principal como coagulante de la sangre, la vitamina k1 ha sido reconocida como uno de los recursos empleados contra la debilidad ósea y/u osteoporosis.

Se ha determinado que con la ingesta de un alto contenido de vitamina k1, se logra mejorar considerablemente la fuerza ósea, reduciendo con ellos los riesgos de que puedan producirse alguna fractura, especialmente en mujeres con avanzada edad y debilidad ósea.

Uso clínico

Se ha determinado científicamente que la carencia de vitamina k1 dentro del organismo humano, podría traer como consecuencias la aparición de ciertos trastornos y anomalías como variaciones en lo que respecta a la absorción intestinal.

De igual manera, con un nivel de deficiencia de vitamina k en el cuerpo podría darse paso a la ocurrencia de lesiones en el tracto gastrointestinal y/u obstrucción del conducto biliar. Al no contar con suficiente vitamina k, esto origina a su vez que no se formen los residuos Gla, o en su defecto, no por completo.

Al no producirse una formación correcta, las proteínas Gla son inactivas. Con la inactividad de las proteínas Gla, se corre el riesgo de que se presenten varias enfermedades, entre ellas hemorragias internas, malformación ósea (huesos), calcificación del cartílago, entre otros.

En personas que padecen de arterioesclerosis, se hace muy común que se presente la deposición de calcio en tejidos blandos, incluyendo paredes arteriales, lo que se complica cuando existe deficiencia de consumo de vitamina K.

Uso en recién nacidos

Generalmente, los recién nacidos son propensos a presentar hemorragias causadas por una deficiencia de vitamina K, lo que mayormente ocurre porque sus reservas en cuanto a esta vitamina, son muy bajas al nacer.

La leche materna, no cuenta con suficiente cantidad de vitamina k, y el intestino del feto para el momento de su nacimiento es estéril, por lo que no cuenta con las bacterias necesarias para sintetizar la vitamina k, por lo que se le debe suministrar externamente como una medida de prevención.

Recomendaciones nutricionales

Especialistas han determinado que dentro de la dieta alimenticia de toda persona debe incluirse alimentos contentivos de vitamina k, por todas sus propiedades no solo como activador coagulante sino también por la labor que realiza en cuanto a la formación de los huesos.

Es por ello que recomiendan que la ingesta de dicha vitamina en los adultos sea de unos 120 microgramos diarios. Hasta ahora, no se ha determinado niveles máximos de consumo por lo que pueden hacerlo con tranquilidad.

Sin embargo, se debe tomar en cuenta que el cuerpo humano almacena vitamina K, por lo que no se hace necesario que la consuma todos los días sino de manera alterna.

Vitamina k1

Indicaciones terapéuticas

Dentro de las indicaciones de los especialistas se recomienda ampliamente el consumo de la vitamina k y vitamina k1 para prevenir las hemorragias. Se puede estar en riesgo de padecer de  hemorragias producto de una hipoprotrombinemia severa.

Dicha anomalía se presenta debido a la carencia de factores de la coagulación II, V, VII y X dentro del organismo. De igual manera, se hace necesaria en la aplicación de la profilaxis y el tratamiento de las hemorragias en los recién nacidos.

Dosis y vía de administración

La dosis tradicional para los adultos de vitamina k1 cuando estos presentan un cuadro de hemorragia grave, donde está en peligro su vida, se le suministra mediante un proceso conocido como terapia anticoagulante.

Este se efectúa previo retiro del tratamiento con el anticoagulante. Se le suministra de una manera lenta, aproximadamente por el lapso de unos 30 segundos, a través de la vía intravenosa. En cuanto a la dosis, lo recomendable de esos casos es que sea de 10 a 20 mg, es decir, el contenido de 1 o 2 ampollas de fitomenadiona 10 mg.

Cuando las hemorragias son menos graves, entonces la dosis sugerida será de 10 mg, o lo relativo al contenido de 1 ampolla, colocada a través de la vía intramuscular. En caso de no se observarse alguna respuesta en un lapso de tiempo entre las 8 y 12 horas, se le deberá aplicar entonces una segunda dosis con mayor contenido, 20 mg.

Posología en casos especiales

Los ancianos y los niños se clasifican como casos especiales, por lo cual deben ser tratados así. Cuando se trata de un paciente mayor o de la tercera edad, la dosis debe ser inferir a la determinada para los adultos normal.

Si se trata de niños que sean mayores a un año de edad, la dosis recomendada es de unos 5 a 10 mg diarios, suministrados por vía Intravenosa o Intramuscular, en caso de que el médico lo considere necesario.

Para todos los neonatos sanos, se le deberá suministrar una dosis de 2 miligramos, a través de la vía oral, ya sea en el momento en que nacen o poco después. Luego, de 4 a 7 días seguidos, deberá suministrársele una dosis de 2 mg más.

En el caso de los niños en lactancia, adicional a las recomendaciones como neonatos, deberá suministrárseles una dosis de 2 mg por vía oral, cuando ya tengan de 4 a 6 semanas de nacidos.

Cuando hay neonatos con riesgo especial, la dosis deberá ser de 1 mg, aplicada por vía tanto intramuscular como intravenosa, ya sea al nacer o poco después. Esta forma de administrársela solo será porque no puedan proporcionarse vía oral debido a condiciones médicas.

Cabe destacar que en estos casos especiales, las dosis no deben ser mayores a los 0.4 mg por cada kg, en los niños que presenten un peso menor a los 2.5 kg. Para el tratamiento del recién nacido con hemorragia, la dosis inicial deberá ser de 1 mg, aplicada por vía intravenosa.

Contraindicaciones

La vitamina k1 no debe aplicárselas a pacientes que presenten hipersensibilidad hacia alguno de los componentes de la fórmula.

Precauciones generales

En niños prematuros y que presenten un peso menor a los 2.5 kg., podrían correr el riesgo de de kernicterus debido a la administración parenteral de la vitamina k.

En el caso de continuar con la terapia anticoagulante, debe evitarse tomar dosis altas de fitomenadiona o vitamina k1.

Embarazo y lactancia

Las mujeres embarazadas podrán consumir vitamina k1 siempre y cuando el beneficio que vayan a obtener de ello supere algún riesgo que puede sufrir el feto.

En cuanto a su uso durante la lactancia, se ha determinado que solo una pequeña fracción de la vitamina K1 está contenida dentro de leche materna.

Siguiendo estrictamente el consumo de las dosis terapéuticas las madres en lactancia, no suponen ningún riesgo para el recién nacido.

Manejo

Hasta los momentos, no se ha determinado alguna influencia de la vitamina k1 sobre la capacidad de conducción o manejo de maquinaria pesada.

Reacciones secundarias y adversas

Existen algunos datos aislados que reportan la aparición de reacciones anafilácticas, es decir, sin razón aparente, tras la administración farmacológica de fitomenadiona o vitamina k1. De igual manera, se han reportado irritación venosa o flebitis cuando se aplica por vía intravenosa, pero son muy raras las ocasiones.

Con su aplicación por vía intramuscular, se corre el riesgo de la aparición de hematomas, en aquellos casos con síndrome hemorrágico y que han recibido tratamiento a base de anticoagulantes orales. También puede irritarse la zona del cuerpo donde se aplico la inyección, pero solo en algunos casos.

Efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad

Actualmente no se cuenta con ningún registro que reporte algún efecto de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis o sobre la fertilidad que se vincule al consumo de la vitamina k1 como medicamento.

Interacciones con medicamentos

Como interacciones serias se puede tomar la combinación de la vitamina k1 con Warfarina o  Coumadinm, ya que sus funciones son contrarias, mientras que una es para coagular la sangre, la otra se usa para retardar la coagulación sanguínea.

En cuanto a la interacción moderada, debe tomar las previsiones y no mezclar la vitamina k1 con ingesta de medicinas para la diabetes, ya que la vitamina puede tener una acción dentro de la reducción de los niveles de azúcar en la sangre.

La combinación de la vitamina k1 y los medicamentos para diabetes podría causar una marcada baja en los niveles de azúcar en la sangre, por lo que se recomienda que se  controle minuciosamente los niveles de azúcar en la sangre.

Interacciones con hierbas y suplementos

La formulación de la coenzima Q-10, es químicamente parecida a la vitamina K, y al igual que esta, es un activador de la coagulación de la sangre. Al mezclar el consumo de ambas, se puede propiciar mucha más coagulación de la sangre que la acción por separado.

Además de esto, la ingesta en conjunto de estos dos elementos, pueden perjudicar los efectos de la warfarina en pacientes que la estén tomando para retardar la coagulación sanguínea, y por el contrario, permitirían que la sangre coagule.

La combinación de la vitamina k1 junto a hierbas y suplementos, que podrían influir en la disminución de la presión arterial. La vitamina K1 podría disminuir los niveles de azúcar en la sangre, pero al combinarse con otras hierbas, esta reducción podría ser muy notable.

El uso de tiratricol podría interferir con las funciones de la vitamina K en cuanto a la coagulación de la sangre, al igual que el consumo combinado de Vitamina A, por lo menos en animales, aunque todavía no se certifica si pasa lo mismo en humanos.

Existen reportes que indican que las dosis altas de vitamina E pueden influir en la eficacia de la vitamina k con respecto a su función como coagulante de la sangre. Las dosis elevadas de vitamina E, puede aumentar el riesgo de hemorragia en personas que tienen baja ingesta de vitamina K1.

Interacciones con alimentos                                                                        

Al parecer, el consumo de alimentos contentivos de grasa junto a alimentos que contienen vitamina k1, aumentan mejor la absorción de la vitamina k.

Sobredosis

Hasta los momentos, no se han registrado casos por sobredosis en ingesta de vitamina k1

Almacenamiento y leyendas de protección

En cuanto al almacenamiento y leyendas de protección de medicamentos contentivos de vitamina k1, estos deben conservarse a una temperatura ambiente no mayor a los 25 grados centígrados; deben estar resguardados de la luz del sol.

Para adquirirlos debe ser con una receta médica legal; deben mantenerse fuera del alcance de los niños; y si se observa separación de las fases o turbidez del contenido, no debe ingerirlo y/o administrárselo.

Si te gusto este articulo puedes revisar adicionalmente los siguientes: