La taquicardia auricular es el tipo normal mínimo de taquicardia supraventricular. Por lo general, se muestra en niños con problemas cardiovasculares previos, por ejemplo, enfermedad coronaria congénita, particularmente en caso de que experimenten un procedimiento cardíaco.Taquicardia auricular

¿Qué es taquicardia auricular?

La taquicardia auricular también puede ser activada por variables, por ejemplo, una contaminación o licor o medicamento utilizado. En algunas personas, la taquicardia auricular se incrementa en el embarazo o el ejercicio.

Normalmente, las escenas de taquicardia auricular comienzan gradualmente e incrementan progresivamente hasta el punto en que alcanzan más de 100 latidos por cada momento, y luego continúan la frecuencia cardíaca típica en las proximidades de 60 y 80 pulsos en cada momento. A veces, estas escenas ocurren de forma más inesperada o incesante.

La taquicardia auricular es una arritmia supraventricular que no depende del centro A-V para su creación. Generalmente entregado por un centro programado. Diferentes circunstancias, su sistema es una microentrada.

El ECG indica P precipitaciones de morfología únicas en relación con la musicalidad sinusal. El humor sinusal tiene la onda P positiva en D2. La morfología de la onda P no es adecuada. Será negativo en II, III y AVF si, por ejemplo, se origina en la parte inferior de la cámara. Comúnmente comienza en localidades, por ejemplo, el ostium del seno coronario, la gema terminal o las venas aspirativas.

Son taquicardias que comienzan en el músculo auricular y no requieren la intersección AV o el ventrículo para comenzar y cuidarlo. Desde la perspectiva del ECG, se caracteriza por la cercanía de todas las ondas P caracterizadas, una recurrencia que se extiende en las proximidades de 100 y 240 en todo momento. Desde la perspectiva de la morfología de la onda P, son diversos en abundancia y pivote eléctrico de la onda P sinusal.

La conducción a los ventrículos puede ser de 1: 1 o presentar un nivel variable de cuadrado nodal 2: 1, 3: 1, y así sucesivamente. A través de movimientos de MSC o Valsalva, la acción auricular y ventricular se puede separar (creando una barricada 2: 1, 3: 1, etc.) sin interferir en la taquicardia.

El PR intermedio no es tanto como el PR interino, podría ser equivalente a, más alto o más bajo que el PR interino en el humor sinusal, dependiendo del propósito del punto de inicio de la taquicardia y su recurrencia. El QRS presenta una morfología como la de la musicalidad sinusal, a pesar del hecho de que en la taquicardia con reacción ventricular rápida puede presentar distorsión tipo bloqueo de rama.

Multifocal

El corazón está hecho de cuatro cámaras. Las dos cámaras superiores se llaman “cámara derecha” y “cámara izquierda”, y las dos cámaras inferiores se llaman “ventrículo derecho” y “ventrículo izquierdo”. Los latidos cardíacos se producen por la incitación de las fuerzas impulsoras eléctricas que comienzan en el territorio de la cámara derecha llamada “cubo sinoauricular” (centro sinusal o concentrador SA).

El eje SA puede verse como el marcapasos del corazón, ya que configura el estado de ánimo del pulso. La bandera eléctrica engendra a través de los separadores de las cámaras superiores y las contrae. Antes de extenderse a los ventrículos, retrocede para permitir que las cámaras superiores se contraigan antes que las cámaras inferiores.

El corazón humano descarga fuerzas impulsoras o señales eléctricas que ordenan que palpite. Regularmente, estos signos comienzan en una región de la cámara superior derecha denominada cubo sinoauricular (centro sinusal o concentrador SA). Este botón se ve como el “marcapasos” normal del corazón y ayuda a controlar el pulso. En el momento en que el corazón reconoce una bandera, se contrae (o pulsa).

El ritmo cardíaco común en los adultos es de aproximadamente 60 a 100 latidos por cada momento y en los más jóvenes es más rápido.

En la taquicardia auricular multifocal (AMT), numerosos enfoques dentro de la cámara disparan banderas mientras tanto. Un número excesivo de signos indican una frecuencia cardíaca rápida, eliminan a menudo fluctuaciones en las proximidades de 100 y 130 pulsos a cada momento o más en adultos.

La frecuencia cardíaca rápida hace que el corazón se esfuerce excesivamente y no para preparar la sangre de manera efectiva. En caso de que el pulso sea rápido, hay menos tiempo para que la cámara cardíaca cargue con sangre entre los latidos del corazón; De esta manera, la sangre insuficiente se bombea al cerebro y lo que queda del cuerpo con cada constricción.

La enfermedad influye fundamentalmente en los bebés (o niños menores de medio año) con un corazón típico y sin problemas básicos. La mayoría de los niños son asintomáticos, sin embargo, algunos pueden tener una sensación de dificultad para respirar o dificultad para respirar.

Menos normalmente, la confusión puede aparecer en los jóvenes con deformidades cardiovasculares (por ejemplo, en miocardiopatía hipertrófica, cuadruplicado de las imperfecciones del tabique auriculoventricular, consulte estos términos) o en los individuos que tienen un procedimiento médico de corazón abierto con experiencia reciente.

En raras ocasiones, la taquicardia auricular multifocal puede estar relacionada con otros efectos secundarios clínicos y ser una parte de un trastorno, por ejemplo, el trastorno de Costello, donde se relaciona con impedimentos de desarrollo, facies gruesas, incapacidad académica e inconsistencias cutáneas. Su etiología es oscura.

La determinación se realiza mediante un electrocardiograma de superficie: la acción auricular es polimórfica (con no menos de 3 morfologías únicas de las ondas P con una línea isoeléctrica basal espasmódica y variables intervasculares PP, RR y PR), rápida (las frecuencias auriculares pueden aumentar hasta 400 latidos para cada momento) e impredecible. La conducción auriculoventricular es variable, con el objetivo de que algunas ondas P no conduzcan. Aquí y allá se observa una extensión del complejo QRS (distorsión) identificada con la recurrencia. (ver articulo soplos cardíacos)

El hallazgo diferencial incorpora la mayoría de los tipos de taquicardia (por ejemplo, taquicardia ventricular no mantenida o taquicardia paroxística supraventricular (TSVP)).

En caso de que la frecuencia ventricular sea moderadamente típica y el paciente permanezca asintomático con una capacidad cardiovascular normal, ningún tratamiento podría ser esencial. La cardioversión es incapaz sobre la base de que la arritmia se restablece persistentemente. Los betabloqueantes son probablemente el tratamiento de la decisión; aunque periódicamente, en pacientes con capacidad ventricular deficiente, la amiodarona es una opción superior.

El desarrollo normal de la taquicardia auricular multifocal es una determinación no restringida en cuestión de semanas o meses. En aquellos pacientes que requieren tratamiento farmacológico, la solución puede eliminarse después de ese tiempo. La anticipación a largo plazo es excelente, sin repeticiones tardías.

El gorro es más típico en individuos de 50 y más años. A menudo se encuentra en personas con condiciones que reducen la medición de oxígeno en la sangre, por ejemplo,

  • Neumonia bacterial
  • Infección por aspiración obstructiva crónica (EPOC)
  • Decepción cardíaca congestiva
  • Crecimiento pulmonar
  • Deficiencia pulmonar
  • Embolia pulmonar

Puede estar en mayor peligro de tener TAM en la posibilidad de que tenga:

  • Cardiopatía coronaria
  • Diabetes
  • Cirugía dentro de un mes y medio semanas
  • Sobredosis del medicamento teofilina
  • Sepsis

En el momento en que la frecuencia cardíaca está por debajo de 100 pulsaciones en cada momento, la arritmia se denomina “marcapasos auricular errante”.

Algunas personas pueden ser asintomáticas. En el momento en que las indicaciones suceden, pueden incluir:

  • Peso torácico
  • Mareos
  • Desmayos
  • Impresión táctil de que el corazón está latiendo de forma impredecible o demasiado rápido (palpitaciones)
  • Problemas respiratorios
  • Desgracia de peso y diferimiento formativo en bebés

Las diferentes manifestaciones que pueden ocurrir con esta infección son:

  • Dificultad para respirar cuando descansa
  • Vértigo

Un examen físico indica latidos cardíacos esporádicos y rápidos de más de 100 latidos por cada momento. La prensa es típica o baja. Puede haber indicios de mala difusión.

Las pruebas para analizar TAM incluyen:

  • ECG
  • Pensamiento electrofisiológico sobre (EEF)

Las pantallas del corazón se utilizan para registrar los latidos cardíacos rápidos e incluyen:

  • Holter observando durante 24 horas.
  • Grabadoras portátiles de uso retardado que permiten iniciar el registro de las indicaciones cuando aparecen.

En caso de que esté hospitalizado, mantenga su ritmo cardíaco las 24 horas todos los días, en cualquier caso, desde el comienzo.

El tratamiento para este tipo de taquicardia incorpora:

  • Mejora los niveles de oxígeno en la sangre
  • Administrar magnesio o potasio a través de una vena
  • Detener medicamentos, por ejemplo, teofilina
  • Tome medicamentos para reducir el ritmo cardíaco, por ejemplo, bloqueadores de los canales de calcio (verapamilo, diltiazem) o betabloqueantes.

Consulte con su proveedor de servicios médicos si:

  • Tiene latidos cardiacos esporádicos o rápidos con diferentes indicaciones de TAM.
  • Tiene TAM y sus manifestaciones se deterioran, no mejoran con el tratamiento y los nuevos efectos secundarios.

En el siguiente video se muestra informacion sobre esta patologia:

Unifocal

Por definición, son taquicardias auriculares en las que se distingue una morfología de onda P solitaria, que es única en relación con la onda P del latido sinusal en la adecuación y el pivote eléctrico. Su aparición en el ECG se basa en el momento en que comienza el movimiento eléctrico auricular, y puede justificarse moralmente o dejarse la cámara. Su recurrencia en su mayor parte se extiende en las proximidades de 100 y 240 latidos / min.

Debido a sus propiedades electrofisiológicas, es una reunión heterogénea que puede reaccionar a varios sistemas arritmogénicos. La taquicardia auricular en pacientes sin enfermedad coronaria reacciona normalmente a un sistema de movimiento central activado por pospotenciales tardíos o focos de automatismo.

Las taquicardias relacionadas con la enfermedad coronaria, particularmente la enfermedad de la válvula mitral, o la taquicardia auricular posterior a la atriotomía reaccionan de manera ordinaria a un componente de la reentrada intraauricular. Clínicamente, las taquicardias auriculares unifocales tienen dos tipos de introducción, que son imprescindibles para organizar el tratamiento:

Paroxísticas: 75% de los casos. Tienen una tendencia a ser sintomáticos como un comienzo repentino de palpitaciones, conectado regularmente con aturdimiento, disnea o tormento en el pecho.

Incesantes: 25% de todas las taquicardias auriculares unifocales. Pueden ser asintomáticos y con frecuencia avanzar al quebrantamiento ventricular (40% de taquicardia implacable se analizan en la taquicardia organizan). Cuando muestran manifestaciones, generalmente son palpitaciones y disnea, particularmente de esfuerzo. (ver articulo Dextrocardia)

Se crea mediante una concentración auricular ectópica con automatismo expandido, por lo que la taquicardia iniciada y mantenida por esta concentración verifica que la onda P subyacente es equivalente a lo que queda de la afluencia de P de la taquicardia.

En el siguiente video, un ejemplo electrocardiografico de este tipo de taquicadia:

La maravilla del calentamiento de la concentración es más evidente que en las reentradas. La taquicardia comienza sin un ajuste básico de RR. Lo más esencial es que no se puede activar o finalizar con incitación eléctrica personalizada. Cuando terminan perpetuamente, se puede observar la taquicardiomiopatía y la decepción cardíaca congestiva que se beneficia con el control de la arritmia.

Taquicardia auricular paroxística

Son una reunión de taquicardias intervenidas por un componente de reentrada en el que el eje AV participa como un brazo del circuito, lo que las hace delicadas para el verapamilo y la adenosina. Hablan más del 75% de las taquicardias supraventriculares no relacionadas con el trastorno de WPW, cuyos atributos de recolección se han determinado en la presentación.

Ocurren como escenas paroxísticas, que en general se relacionan con palpitaciones clínicas (98% de los casos) y esporádicamente pueden causar escozor / síncope (particularmente al comienzo de la taquicardia) y, cuando son de la longitud del paciente, se muestran correspondientemente a la coronaria natural.

Esta enfermedad, podría estar relacionada con disnea, debilidad o dolor de pecho. Su recurrencia se balancea en las proximidades de 120 y 250 por cada minuto, a pesar del hecho de que el centro es generalmente 160-180 por cada minuto. (ver articulo diastole)

Suceden en todas las edades, a pesar del hecho de que el período normal de introducción se encuentra en las cercanías de 30 y 50 años.

Dentro de este segmento hay dos tipos de taquicardia con varios componentes:

Taquicardia intranodal

El sistema arritmológico es una reentrada en el hub AV. El sustrato utilitario que permite su aparición es la cercanía de la fisiología de la vía doble nodal. Hablan al 60% de todas las taquicardias paroxísticas supraventriculares.

Desde la perspectiva electrofisiológica, se reconocen dos tipos de taquicardia por reentrada intranodal, dependiendo de la velocidad de conducción de cada una de las vías nodales y del curso en el que son navegadas por el frente de actuación de la taquicardia:

Taquicardia intranodal básica: moderada / rápida: la sacudida se produce en la corriente descendente moderada y en la corriente ascendente rápida. Hablan al 90% de la taquicardia intranodal.

Taquicardia intranodal fenomenal: rápida / moderada: la sacudida es impulsada de forma descendente y moderada hacia arriba. Moderado / moderado: la sacudida se baja y sube de dos formas diferentes con una velocidad de conducción moderada. Hablan al 10% de la taquicardia intranodal.

La proporción A: V es normalmente 1: 1, aunque once por un tiempo (particularmente cuando la recurrencia de la taquicardia supera los 200) puede ver una proporción A: V 2: 1; y, lo que es más extraordinario, puede mostrar un bloqueo periódico de la cámara.

Taquicardia ortodrómica intervenida por una vía de volante oculta

Por definición, son taquicardias reentrantes AV en las que la ruta de volante rodeada se interesa como un brazo retrógrado del circuito y el centro AV en el brazo anterógrado. Este tipo de vía en su mayor parte tiene propiedades electrofisiológicas, como las vías de compose de Kent (velocidad de conducción rápida y no decremental).

La conclusión diferencial entre estos dos tipos de taquicardia no es concebible debido a la información clínica y al ECG, por lo que su abordaje se realiza de forma unificada. El ponderador electrofisiológico permite establecer la conclusión autorizada, pero esta prueba solo se admite en los casos en que se propone la eliminación de radiofrecuencia.

Taquicardia auricular incesante

Son taquicardias supraventriculares intercedidas por una misteriosa vía adicional con velocidad de conducción moderada y decreciente. Anatómicamente, en su mayoría tienen un área pósoseptal. Debido a las propiedades electrofisiológicas de estas vías, las taquicardias de Coumel, por regla general, tienen una conducta inquebrantable.

Su recurrencia se balancea en las proximidades de 100 y 240 por cada min. Como regla general, comienzan en la juventud, son frecuentemente asintomáticos y pueden crear taquicardiomiopatía después de un tiempo. Su determinación generalmente se realiza en medio de una investigación estándar o en la etapa de taquicardia, en la que los pacientes informan disnea de esfuerzo.

Debido a su condición perpetua, no examina una actividad intensa para el control de las emergencias, particularmente dado su estado asintomático. Hay poca información accesible sobre el tratamiento para el control de la taquicardia, y todos los signos indican que los fármacos antiarrítmicos tienen una adecuación limitada.

Un destacado entre los arreglos más amplios distribuidos es el de Lindinger et al. Veinticinco pacientes recibieron varios medicamentos (propafenona, quinidina, flecainida, betabloqueantes, amiodarona, verapamilo, sotalol y digoxina); los mejores medicamentos fueron flecainida y propafenona, que determinan cómo controlar a la mitad a 66 y 60%, individualmente.

La eliminación de radiofrecuencia es potente y segura. En la investigación de Lindinger et al11, los pacientes experimentaron la eliminación con un logro del 100%, sin inconvenientes notables, a pesar de que la tasa de repetición fue del 21%.

Aguinaga et al exhiben las consecuencias de la eliminación de radiofrecuencia en 36 pacientes que tomaron después durante 21 meses (1-64 meses); la adecuación subyacente fue del 100% y la repetición después de la eliminación principal del 22%. La eliminación también permite recuperar la capacidad ventricular en pacientes que crearon taquicardiomiopatía.

Sin embargo, debido a la doble casualidad de que ocurre en su mayor parte en niños y de ser clínicamente asintomáticos, la sugerencia general es desarrollar un desarrollo clínico y ecocardiográfico. En el caso de escenas sucesivas, se debe intentar el tratamiento farmacológico con flecainida. La remoción de radiofrecuencia debe considerarse en pacientes con indicaciones clínicas o información objetiva de quebraduras ventriculares.

Sus causas

La edad es un destacado entre los factores de riesgo más imperativos, con fibrilación auricular que es una arritmia extremadamente visita en los ancianos. En más del 70% de los casos de FA, el paciente tiene más de 65 años. Solo el 0.1% de la población menor de 55 años tiene fibrilación auricular.

A pesar de la edad, otro factor de riesgo esencial es la cercanía de la enfermedad coronaria; El pulso alto y la enfermedad coronaria son los dos generalmente críticos. El paciente hipertenso de larga evolución tiene aurículas expandidas, lo que apoya la desregulación del marco cardíaco cardiovascular. Además, el paciente con enfermedades coronarias puede mostrar una isquemia de los teléfonos que producen y conducen las fuerzas motrices eléctricas, lo que respalda la mejora de las arritmias.

En este video, algunos datos interesantes sobre la taquicardia:

 

También son variables variables para el avance de la fibrilación auricular:

  • Decepción del corazón.
  • Enfermedades de las válvulas cardíacas.
  • Hipertiroidismo.
  • Uso excesivo de licor.
  • Apnea del sueño
  • Enfermedad por aspiración obstructiva crónica.
  • Enfermedades agudas.
  • Embolia pulmonar
  • Drogas y prescripciones.
  • Uso excesivo y cafeína.

Todo sobre su tratamiento

En el caso de estas taquicardias, el tratamiento se basa en varias fases, las cuales se mencionan a continuacion:

Tratamiento de crisis

  1. Cálculo del tratamiento de crisis de la taquicardia estándar
  2. Técnicas para dificultar TA monofocal (tarea restringida):

1) mueve esa expansión el tono vagal

2) electroterapia: incitación auricular, cardioversión eléctrica

3) adenosina (exitosa de vez en cuando)

4) antagonista del calcio o β-bloqueante (de vez en cuando interfieren con la PA, con mayor frecuencia disminuyen la taquiarritmia), si no hay un resultado → propafenona (contraindicado a causa de la enfermedad coronaria natural) en combinación con un medicamento que dificulta la Hub AV o amiodarona.

  1. El TA multifocal no reacciona a la cardioversión eléctrica. La adecuación de los antiarrítmicos es extremadamente limitada. Se sugiere un oponente de calcio (verapamilo o diltiazem).
  2. Metodología si debería haber una ocurrencia de daños computarizados.

Farmacoterapia

  1. TA monofocal: comienza con betabloqueante o rival de calcio. En caso de que no haya ningún impacto → intente propafenona o flecainida (contraindicado si se produce una aparición de enfermedad coronaria natural, incluidas las enfermedades coronarias) en combinación con un medicamento que dificulta el centro AV, rara vez sotalol o amiodarona. La adecuación de los fármacos antiarrítmicos está restringida.
  2. AT multifocal: tratamiento dirigido fundamentalmente a la enfermedad básica (aspiración más regular). Los fármacos antiarrítmicos son, en su mayoría, insuficientes. En pacientes con enfermedad obstructiva aspirativa, la utilización de β-bloqueantes se puede mantener a una distancia estratégica de. En que la dolencia aspirativa obstructiva se favorece metoprolol.

Tratamiento intrusivo

Debido a los marcos de mapeo tridimensionales del inicio del corazón, la productividad de la metodología de eliminación en la PA monofocal supera el 80%. La extracción se demuestra en casos intermitentes y sintomáticos o en casos asintomáticos pero implacables, que impulsan el avance de la miocardiopatía con taquiarritmia.

En TA multifocal, los impactos de la eliminación son menos importantes. En los casos antirrítmicos, la intersección AV se puede eliminar.

Inversión a la cadencia sinusal

Las taquicardias auriculares monomórficas en su mayor parte reaccionan al tratamiento farmacológico habitual.

El MSC y la adenosina en su mayor parte obstaculizan brevemente el concentrador AV, obteniendo una especie de reacción ventricular de 2: 1/3: 1, sin ajustar la recurrencia de la taquicardia. En cualquier caso, estas medidas son insuficientes a la luz del hecho de que tienen un breve plazo para actuar. En casos aislados de taquicardia (adenosina, taquicardia auricular delicada, cuyo componente generalmente se activa por acción central).

Hay poca información sobre el impacto de los fármacos antiarrítmicos. Un metaanálisis sobre los impactos de la promulgación en las taquicardias supraventriculares da una adecuación en el control de las emergencias del 83.8%. En otra investigación, la flequida intravenosa es exitosa en 5 pacientes con taquicardia auricular.

Desplazamiento de acción contraria

Reflexiona sobre dos tipos de tratamiento:

Farmacoterapia. Tampoco en esta área tenemos suficiente información para construir una prueba de ejecución en vista de investigaciones diferenciadas.

Con la información accesible, los medicamentos antiarrítmicos del grupo CI son los mejores: propafenona, 64.6%, con un perfil de resiliencia decente, y flequeinida, 40%.

Una investigación en 19 pacientes con taquicardia auricular debido a la reentrada de fármacos clase IA fue poderosa en 6 de 19, y amiodarona en 10 de 13 pacientes.

En los casos en los que se muestra que la taquicardia es sensible a las catecolaminas, también es valiosa para los betabloqueantes y esto, por regla general, ocurre en las estructuras paroxísticas.

Eliminación de radiofrecuencia:

Las taquicardias auriculares monomórficas sin enfermedad coronaria son compatibles con la eliminación de radiofrecuencia conectada específicamente en la raíz de la taquicardia, de forma autónoma del componente arritmogénico básico. No obstante, una restricción de esta técnica es escasamente reproducible a través de la investigación electrofisiológica de una porción de estas taquicardias, particularmente aquellas debido a un automatismo irregular.

La distribución distribuida de pacientes con taquicardia auricular testaruda a numerosos fármacos antiarrítmicos y / o con taquicardiomiopatía informa una adecuación de alrededor del 90% (que va del 78% al 100%). La tasa de repetición oscila entre 0 y 20%, siendo la normal alrededor del 10%, y para todos los intentos y propósitos, todo se realiza de forma adecuada con otro método de eliminación. Las complejidades aludidas oscilan entre 0 (en muchos arreglos) y 2%. En pacientes que habían creado taquicardiomiopatía, se demostró la estandarización de la capacidad ventricular en los meses posteriores a la remoción potente.

La taquicardia auricular relacionada con la enfermedad coronaria natural es once en un tiempo plausible para estar con la eliminación específica. Lo que se propone es la eliminación inespecífica del hub AV relacionada con la implantación de un marcapasos autorizado en los casos en que se administra un tratamiento farmacológico, para anticipar el retroceso o controlar la frecuencia ventricular (con medicamentos y suposiciones similares realizados en la taquicardia multifocal).