Sofocos

Dos de las quejas m√°s comunes sobre la menopausia son¬†los sofocos¬†y¬†los sudores nocturnos¬†.¬†Este s√≠ntoma inc√≥modo afecta¬†aproximadamente a las tres cuartas partes de todas las mujeres¬†en¬†perimenopausia¬†(el tiempo antes de la menopausia real).¬†Una vez que una mujer ha alcanzado la menopausia, puede continuar teniendo sofocos durante 6 meses a 5 a√Īos, y en algunas mujeres, pueden permanecer durante 10 a√Īos o incluso m√°s, seg√ļn la Sociedad Norteamericana de Menopausia (NAMS).

¬ŅQu√© es un sofoco?

Un sofoco es una sensación de calor intenso, no causado por fuentes externas. Los sofocos pueden aparecer repentinamente o puede sentir que se encienden. Puedes experimentar:

  • Hormigueo en tus dedos
  • Tu coraz√≥n late m√°s r√°pido de lo habitual
  • Su piel se siente caliente, de repente
  • Su cara se pone roja¬†o¬†enrojecida
  • Sudoraci√≥n¬†, especialmente en la parte superior del cuerpo

¬ŅCu√°nto duran los sofocos?

Los sofocos a menudo aparecen repentinamente, pero la duración de un sofoco varía. En este sentido algunos sofocos pasan después de unos segundos, mientras que un sofoco prolongado puede durar más de 10 minutos. En promedio, los sofocos duran unos cuatro minutos.

La frecuencia de los sofocos también varía. Algunas mujeres experimentan algunos sofocos por semana, mientras que otras pueden tener varios por hora. Dependiendo de dónde se encuentre en la perimenopausia, eso puede cambiar. Hay una variedad de tratamientos y cambios en el estilo de vida que pueden ayudar a disminuir los síntomas y la frecuencia de los sofocos.

¬ŅQu√© causa los sofocos?

No est√° exactamente claro qu√© causa los sofocos. M√ļltiples estudios intentan comprenderlos. Sin embargo, existe evidencia clara de que los sofocos son el resultado de cambios hormonales en el cuerpo. Tambi√©n se est√° estudiando su conexi√≥n con otros problemas de salud, como la diabetes.

Se cree que la obesidad y el síndrome metabólico aumentan la incidencia de los sofocos. Algunas mujeres apenas notan los sofocos o los consideran una molestia menor. Para otros, la intensidad puede afectar su calidad de vida de una manera bastante negativa.

Disparadores de sofocos

Los desencadenantes de los sofocos de cada mujer pueden ser un poco diferentes, pero algunos comunes incluyen:

  • Bebiendo alcohol
  • Consumir productos con cafe√≠na
  • Comiendo alimentos picantes
  • Estar en una habitaci√≥n caliente
  • Sentirse estresado¬†o¬†ansioso
  • Vistiendo ropa ajustada
  • Fumar o estar expuesto al humo del cigarrillo
  • Agachado

Es posible que desee comenzar a llevar un diario sobre sus síntomas. Escriba lo que estaba haciendo, comiendo, bebiendo, sintiendo o vistiendo cuando comenzó cada bochorno. Después de varias semanas, puede comenzar a ver un patrón que puede ayudarlo a evitar desencadenantes específicos.

Prevención de sofocos

Es posible que pueda reducir la frecuencia de sus sofocos si descubre sus desencadenantes y los evita. Aunque esto no evitará los sofocos por completo, puede notar que experimenta los síntomas con menos frecuencia.

No se garantiza ning√ļn tratamiento para prevenir los sofocos, pero hay opciones que pueden ayudarlo a controlar sus s√≠ntomas.En este sentido, el objetivo del tratamiento generalmente es disminuir la gravedad y la frecuencia de los sofocos. p Adem√°s puede considerar cambios en el estilo de vida, terapia de reemplazo hormonal, medicamentos recetados o terapias alternativas. Hablar con su m√©dico puede ayudarlo a decidir el mejor enfoque para ayudar a prevenir sus sofocos.

Métodos de alivio rápido

Algunas mujeres pueden controlar sus sofocos con algunas herramientas o técnicas simples. Aquí hay algunas formas simples de encontrar alivio:

  • Vestirse en capas, incluso en los d√≠as m√°s fr√≠os, para que pueda ajustar su ropa a c√≥mo se siente
  • Bebiendo agua helada al comienzo de un sofoco
  • Usar ropa de dormir de algod√≥n y usar ropa de cama de algod√≥n
  • Mantener una compresa fr√≠a en la mesita de noche

Consejos sobre suplementos

Muchas mujeres están recurriendo a productos naturales para ayudar a controlar los sofocos y los sudores nocturnos . Si toma productos o suplementos naturales, es importante que lo mencione a su médico y farmacéutico cuando hable sobre su salud y medicamentos. Algunos productos pueden interferir con los medicamentos de venta libre y recetados.

Hierbas y aceites esenciales

Si bien los estudios m√©dicos no han respaldado su efectividad para reducir los sofocos, algunas mujeres consideran que ciertos productos herbales son √ļtiles.¬†√Čstos incluyen:

  • Cohosh negro¬†(¬†Actaea racemosa¬†,¬†Cimicifuga racemosa¬†).¬†No tome esto si tiene un trastorno hep√°tico.
  • Tr√©bol rojo (¬†Trifolium pratense¬†).¬†Esta hierba podr√≠a aumentar las posibilidades de sangrado.
  • Dong quai¬†(¬†Angelica sinensis¬†).¬†Esta hierba interact√ļa con el anticoagulante¬†warfarina¬†(Coumadin).
  • Aceite de onagra (¬†Oenothera biennis¬†).¬†Este aceite esencial puede afectar los anticoagulantes y algunos medicamentos psiqui√°tricos.
  • Soja Este suplemento puede causar dolor de est√≥mago¬†leve¬†,¬†estre√Īimiento¬†y¬†diarrea¬†.¬†Es posible que las mujeres con antecedentes de c√°ncer relacionado con el estr√≥geno en su familia no quieran tomar soya.

Consulte con su médico antes de tomar cualquiera de estos productos. Las hierbas pueden interferir con los medicamentos y agravar los trastornos, más allá de lo que se enumera aquí. La FDA no controla la calidad y la pureza de los productos a base de hierbas.

Terapia de reemplazo hormonal (TRH)

La popularidad de¬†la terapia de reemplazo hormonal (TRH)¬†ha aumentado y disminuido con los a√Īos.¬†El tratamiento con hormonas sint√©ticas puede ser una opci√≥n para algunas mujeres cuyos sofocos son debilitantes y afectan en gran medida la calidad de sus vidas.

Los suplementos de estrógeno nivelan la cantidad de estrógeno en su sistema, reduciendo la incidencia y la gravedad de los sofocos y los sudores nocturnos. El estrógeno generalmente se toma con progestina para reducir el riesgo de desarrollar cáncer de endometrio.

Se puede tomar en forma de píldora, a través de una crema o gel vaginal, o un parche. Un médico puede ayudarlo a tomar decisiones si es candidato para la TRH. Muchas mujeres no podrán tomar hormonas u hormonas bioidénticas y su médico tomará un historial médico completo.

Tratamientos no hormonales

Se ha encontrado que otros medicamentos ayudan a las mujeres cuyos sofocos y sudores nocturnos son difíciles de manejar. Si bien no se desarrollaron directamente para este propósito, algunas mujeres las encuentran efectivas. Trabaje con su médico para elegir si estos medicamentos pueden ser apropiados para usted y su situación.

La gabapentina y la pregabalina, generalmente administradas para el dolor o las convulsiones mediadas por los nervios, ofrecen alivio para algunas mujeres. Los antidepresivos venlafaxina (Effexor), fluoxetina (Prozac) y paroxetina (Paxil) también han demostrado ser efectivos para el tratamiento de los sofocos.

Terapias alternativas

La acupuntura puede ser √ļtil, sin los efectos secundarios de la medicaci√≥n.¬†Un estudio publicado en 2011 encontr√≥ que las mujeres que tuvieron acupuntura tuvieron significativamente menos s√≠ntomas de menopausia, incluidos los sofocos, que las que recibieron tratamientos simulados. Adem√°s la acupuntura simulada es una punci√≥n superficial que no estimula un verdadero punto de acupuntura. Es una forma de evaluar si la acupuntura es efectiva o no.

Otro estudio trabajó con una gran muestra de mujeres con cáncer de seno. Los tratamientos para el cáncer de seno a menudo desencadenan sofocos. Los participantes que usaron la acupuntura tuvieron menos frecuencia e intensidad de los sofocos.

La meditaci√≥n¬†tambi√©n puede ser muy exitosa para ayudar a controlar los niveles de estr√©s.¬†El estr√©s es un desencadenante com√ļn de sofocos en muchas mujeres.¬†Tomar capacitaci√≥n en manejo del estr√©s en su comunidad podr√≠a generar muchos otros beneficios en su salud y calidad de vida.

Cambios en el estilo de vida

Las elecciones de estilo de vida pueden tener un gran impacto en su cuerpo como cualquier medicamento o suplemento que tome. Vivir un estilo de vida saludable puede reducir la incidencia y la gravedad de los sofocos y ayudar a reducir el riesgo de enfermedad cardíaca y osteoporosis. Tenga en cuenta las siguientes formas en que puede mejorar su salud:

  • Coma una¬†dieta bien balanceada¬†y controle el tama√Īo de las porciones.
  • Haz ejercicio regularmente¬†.
  • Deje de fumar y mant√©ngase alejado del humo de segunda mano.

Así como no hay dos mujeres iguales, tampoco lo son las formas en que sus cuerpos reaccionarán al tratamiento de los sofocos. Si un método no parece funcionar para usted, otro podría funcionar. Hable con su médico si ninguna de las herramientas comunes de administración de sofocos está ayudando.

Tan difícil como es imaginarse mientras está en medio de su propia ola de calor personal, esto también pasará.

Leave a Reply