¿Por qué se Bautizó Jesús?.  El bautismo es el acto por el cual un hombre deja su vida mundana para seguir a Cristo.  Según la teología, el agua limpia nuestro espíritu del pecado permitiéndonos comenzar una «vida nueva».  Para cualquier persona que quiera seguir los pasos de jesús, este rito simbólico es fundamental. Sin embargo, ¿por qué Jesús se bautizó si estaba libre de pecado?.

Para resolver esta pregunta es necesario que analicemos los pasajes bíblicos que tratan el tema. En ellos encontraremos la respuesta.

 

¿Por qué se Bautizó Jesús?: Todas las razones

Auténtico significado de por qué se Bautizó Jesús

Auténtico significado de por qué se Bautizó Jesús

Jesús fue bautizado por Juan el Bautista para revelar su identidad, marcar el comienzo de su ministerio y ser un ejemplo para todos nosotros. Jesús no tenía pecado y no necesitaba ser bautizado para arrepentirse.

Juan el Bautista bautizó a las personas para que se arrepintieran de sus pecados. Estaba preparando el corazón de la gente para la venida de Jesús. Cuando Jesús vino a ser bautizado, Juan el Bautista no quiso. Sabía que Jesús era el Mesías y no tenía pecado. Pero Jesús le dijo que era necesario, para cumplir toda justicia. Juan el Bautista estuvo de acuerdo y bautizó a Jesús.

 

Como está escrito en Isaías el profeta:
He aquí yo envío mi mensajero delante de tu faz,
El cual preparará tu camino delante de ti.
Voz del que clama en el desierto:
Preparad el camino del Señor;
Enderezad sus sendas.
Bautizaba Juan en el desierto, y predicaba el bautismo de arrepentimiento para perdón de pecados.

Marcos 1:2-4

 

Entonces Jesús vino de Galilea a Juan al Jordán, para ser bautizado por él.
Mas Juan se le oponía, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí?
Pero Jesús le respondió: Deja ahora, porque así conviene que cumplamos toda justicia. Entonces le dejó.

Mateo 3: 13-15

 

Jesús fue bautizado para revelar su identidad

Jesús fue bautizado para revelar su identidad

Jesús fue bautizado para revelar su identidad

Cuando Jesús salió del agua, el Espíritu Santo descendió sobre él en forma de paloma y una voz del cielo dijo “tú eres mi hijo amado; en ti me complazco”. Jesús fue reconocido públicamente como el Hijo de Dios.

Aconteció que cuando todo el pueblo se bautizaba, también Jesús fue bautizado; y orando, el cielo se abrió, y descendió el Espíritu Santo sobre él en forma corporal, como paloma, y vino una voz del cielo que decía: Tú eres mi Hijo amado; en ti tengo complacencia.

Lucas 3: 21-22

 

Juan el Bautista reconoció esta señal. Dios le había advertido que cuando viera al Espíritu Santo descender sobre alguien, esa persona era el Hijo de Dios. Cuando Jesús fue bautizado, Dios confirmó que él era el Salvador prometido que quitaría el pecado del mundo.

 

También dio Juan testimonio, diciendo: Vi al Espíritu que descendía del cielo como paloma, y permaneció sobre él. Y yo no le conocía; pero el que me envió a bautizar con agua, aquel me dijo: Sobre quien veas descender el Espíritu y que permanece sobre él, ese es el que bautiza con el Espíritu Santo. Y yo le vi, y he dado testimonio de que este es el Hijo de Dios.

Juan 1: 32-34

Jesús fue bautizado para marcar el comienzo de su ministerio

Jesús fue bautizado para marcar el comienzo de su ministerio

Jesús fue bautizado para marcar el comienzo de su ministerio

Antes de su bautismo, Jesús había vivido como una persona normal, sin enseñar a la gente ni hacer milagros. Era carpintero y no llamaba mucho la atención. El bautismo marcó el final del tiempo de crecimiento y preparación y el comienzo del ministerio público de Jesús.

Cuando Jesús fue bautizado, se confirmó que tenía el poder del Espíritu Santo para llevar a cabo la voluntad de Dios. Su bautismo también reveló el propósito de su ministerio: identificarnos con el pecador arrepentido y llevar nuestros pecados.

 

¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte?
Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva.

Romanos 6: 3-4

Jesús fue bautizado como ejemplo para todos nosotros

"<yoastmark

Jesús es un ejemplo para nosotros en todo lo que hizo. Fue bautizado para mostrar la importancia del arrepentimiento. El arrepentimiento es esencial para la salvación. Cuando alguien se arrepiente de sus pecados y acepta a Jesús como su salvador, se convierte en un hijo de Dios.

Pedro les dijo: Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados; y recibiréis el don del Espíritu Santo.

Hechos 2:38

El bautismo cristiano también es importante como una señal pública de compromiso con Dios.

El bautismo que corresponde a esto ahora nos salva (no quitando las inmundicias de la carne, sino como la aspiración de una buena conciencia hacia Dios) por la resurrección de Jesucristo, quien habiendo subido al cielo está a la diestra de Dios; y a él están sujetos ángeles, autoridades y potestades.

1 Pedro 3: 21-22

Jesús mostró que estaba completamente dedicado a hacer la voluntad de Dios. También ordenó el bautismo de toda persona que se comprometiera a ser su seguidor.

Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.

Mateo 28: 19-20

¡Esto ha sido todo!. Esperamos que este artículo te ayude a entender por qué se Bautizó Jesús. Si ahora quieres leer algunos consejos bíblicos sobre cómo perdonar a alguien, continúa navegando por Descubrir.online.