¿Por qué elegir la criopreservación de embriones?

Con los avances de la medicina, las posibilidades de efectuar el sueño de ser madre aumentan día tras día. Con el descubrimiento de nuevos métodos, se han superado distintas situaciones que podían retrasar o bien cancelar ese deseo. La crioprotección o bien congelación de embriones es una de esas posibilidades: uno de los métodos más empleados y fiables para procurar conservar la fecundidad.

La crioprotección es uno de los métodos que pueden emplearse para retrasar la maternidad por razones médicas o bien personales. En este proceso, los embriones se congelan y tienen la calidad conservada para su siguiente utilización. Para esto es preciso efectuar la fertilización in vitro.

Usted recibe una cantidad de hormonas para alentar la producción de óvulos. Cuando están desarrollados, son removidos de los ovarios por absorción. En el laboratorio, los embriones se crean combinando el esperma con el óvulo y después se congelan. Por ende, para la criopreservación de embriones, es preciso que haya un compañero o bien espermatozoides donados del banco de semen.

Conoce, ahora, algunos de los factores que inducen a las mujeres a decantarse por este método:

Intereses personales

Espera una relación estable, inseguridad sobre el deseo de ser madre y otros factores personales llevan a muchas mujeres a postergar la maternidad. La criopreservación de embriones es una de las opciones para solucionar el inconveniente de la reducción de la fecundidad que se genera desde los treinta y cinco años. Existen casos de embriones conservados a lo largo de muchos años.

Intereses profesionales

Mercado de trabajo, viajes, estudios … muchas mujeres desean efectuar múltiples conquistas profesionales ya antes de transformarse en madres. Para esto, es preciso planear y conocer métodos para acrecentar las posibilidades de tener una gestación sana en el futuro.

Tratamiento contra el cáncer

La quimioterapia y la radioterapia se usan para el tratamiento de distintos géneros de cáncer, mas pueden ocasionar infertilidad dañando la calidad o bien reduciendo el número de óvulos. Estos factores pueden cambiar conforme el género de tratamiento, la edad del paciente y el sitio de la radiación.

A través de la criopreservación de embriones, las mujeres que se transforman en infértiles pueden tener hijos tras el tratamiento del cáncer. Para esto es preciso que los óvulos se extraigan ya antes de la quimioterapia y la radioterapia y que los embriones se críen en laboratorios y se congelen para ser usados tras el tratamiento.

Lo mismo sirve para los hombres que pasan por tratamiento de cáncer y pueden transformarse en infértiles.

Búsqueda de estabilidad financiera

Tener un hijo requiere planificación del gasto en salud, educación y otros aspectos. Conque muchas parejas desean estabilidad financiera ya antes de tener hijos. Este plan asimismo debe estimar la reducción de la fecundidad femenina tras los treinta y cinco años de edad.

Las posibilidades de hacer realidad el sueño de ser madre han aumentado con los avances de la medicina. Así sea por razones médicas o bien personales, es posible postergar la maternidad a instantes que años atrás serían impensables. La criopreservación de embriones es uno de los métodos más fiables para procurar conservar la fecundidad.

Exceso de embriones in vitro

Embriones excedentários que, por alguna razón, no se usaron en ese ciclo de la fertilización in vitro puede congelarse para ser usada más tarde, si es preciso.

Leave a Reply