Una de las cosas que deseamos conocer una vez ocurre un movimiento sísmico en determinada parte del mundo es la magnitud del terremoto. Para ello se pueden emplear diferentes escalas, una de ellas, la escala de magnitud de momento, ideal para medir y comparar terremotos. Conozcamos más a continuación.

Escala de magnitud de momento

Escala de magnitud de momento

En esta oportunidad vamos a conocer un poco más sobre uno de los términos mayormente empleados a la hora de ocurrido un movimiento telúrico. Se trata de la escala de magnitud de momento, conocida con sus siglas (Mw). Es una escala logarítmica que se utiliza principalmente para medir y comparar terremotos en el mundo. Funciona a través de la medición de la energía total que produce un determinado sismo.

La escala de magnitud de momento fue empleada por primera vez en la historia durante el año 1979 por parte de quien la introdujo, Thomas C. Hanks y Hiroo Kanamori y representó un interesante avance tecnológico para expertos y científicos debido a que llegó a sustituir a la también popular escala sismológica de Richter. Esta escala tiene la ventaja de presentar ciertas características diferentes a la de otras.

Una de las principales ventajas que podemos destacar de la escala de magnitud de momento es que ésta no se llena cerca de valores altos, es pocas palabras, no presenta un valor por encima del cual todos los movimientos sísmicos más grandes reflejan magnitudes muy similares. También otra de sus más destacadas características es que concuerda con los parámetros impulsados por la escala sismológica de Richter.

Escala de magnitud de momento

Por todas estas razones anteriormente descritas es que la escala de magnitud de momento es una de las que más se emplea en la actualidad. Los sismólogos la prefieren por sus características únicas y que la hacen completa. Los investigadores se basan en la escala de magnitud de momento para determinar con exactitud la medida e intensidad de los terremotos y también sirve para comparar sismos de grandes proporciones.

Entre las principales instituciones que hacen uso de la escala de magnitud de momento se encuentra el Centro Nacional de Información Sísmica, un órgano que depende directamente del Servicio Geológico de los Estados Unidos. Allí se hace uso de esta escala para la medición de aquellos movimientos telúricos que presentan una magnitud por encima a los 6.9 grados.

A pesar de todas estas características y ventajas que presenta la escala de magnitud de momento es importante decir que actualmente la escala sismológica de Richter es la que cuenta con la mayor popularidad, al menos entre los periodistas y principales medios de comunicación, a veces llegando a confundir ambas mediciones.

Es decir, en ocasiones algunos medios de comunicación internacional suelen anunciar la magnitud de un determinado movimiento telúrico en escala de Richter cuando en realidad dicho terremoto ha sido medido en base a la escala de magnitud de momento. Si bien es cierto que en algunos casos esto no representa un error, es recomendable decir solamente “magnitud” y evitar la popular frase “grados en la escala de Ritcher”. (Ver artículo: Ondas Sísmicas)

¿Qué es la magnitud de momento sísmico?

Ahora bien en la parte anterior conocimos un poco más sobre la escala de magnitud de momento y su uso al momento de ocurrido un terremoto, pero ¿Sabe usted lo que significa la magnitud de momento sísmico? No es más que la medida empleada para determinar la cantidad exacta de energía que libera un movimiento sísmico. Entonces partiendo de esa definición, diríamos que la magnitud de momento es indispensable para conocer la magnitud de un terremoto.

La magnitud de momento es hoy en día uno de los métodos más empleados por sismólogos para determinar la cantidad de energía liberada por un terremoto. En pocas palabras es la magnitud de momento la encargada de medir el tamaño de los eventos en términos de la cantidad de energía liberada. Es la escala más precisa para determinar el tamaño de los eventos naturales. (Ver artículo: Huracán María)

Diferencia entre la magnitud de momento y magnitud Richter

Antes de conocer cuáles son las principales diferencias que existen entre ambas magnitudes es importante aclarar que el tamaño de un movimiento sísmico se mide por lo general en unidades de magnitud, un valor que es obtenido a través de los sismogramas de un evento sísmico, pero ¿Qué es un sismograma? No es más que el registro de las ondas sísmicas, bien sea en papel o en computadora.

Escala de magnitud de momento

Es importante aclarar que actualmente existen diferentes y variadas escalas en uso. La mayoría de estas escalas se basan prácticamente en la medición de parámetros brindados por el registro de las diferentes ondas sísmicas que son producidas por un determinado movimiento telúrico por medio de diferentes aparatos conocidos como sismómetros.

En el caso de la magnitud de Richter, ésta fue creada en el año 1935 por parte del sismólogo Charles F. Richter y es precisamente de allí que se origina su nombre. Algunos de los parámetros que se emplean para calcular la magnitud de un terremoto a esta escala son: Amplitud máxima de las ondas sísmicas y el tiempo transcurrido entre la aparición de las ondas P y las ondas S.

Como una de sus principales desventajas podemos decir que la magnitud Richter tiende a saturarse, esto quiere decir, que en casos de aquellos terremotos que son de grandes dimensiones o magnitudes, este tipo de escala no logra con exactitud determinar el tamaño del movimiento sísmico. Esa quizás sea una de las diferencias más notables en comparación con la escala de magnitud de momento la cual no se satura.

Escala de magnitud de momento

Allí ya encontramos la primera gran diferencia entre ambas escalas: Una se satura mientras que la otra (magnitud de momento) no se satura, lo que permite, entre otras cosas, conocer con precisión el tamaño de todos los sismos, sean estos de muy grandes o muy pequeños. La escala de magnitud de momento empezó a utilizarse por primera vez a partir del año 1979 y se considera más estándar que las otras.

La escala de magnitud de momento se puede definir a partir de tres parámetros: El primero tiene que ver con el tamaño del área que se deslizó en el plano de la falla, el segundo parámetro es cuánto se deslizó dicha área, bien sea en centímetros o metros y finalmente la fuerza requerida para vencer la fricción que mantenía las rocas adheridas entre sí a ambos lados de la falla.

Para muchos la escala de Richter ya está obsoleta, sin embargo, no precisamente esa es la realidad. Básicamente este tipo de escala de utiliza más que otro para sismos muy específicos a diferencia de la escala de magnitud de momento la cual permite ser utilizada en cualquier tipo de movimientos telúricos. La escala de Richter se usa más que todo en sismos pequeños, mientras que la mayoría de los terremotos grandes se miden con la escala de magnitud de momento. (Ver artículo: Llovizna)