El dolor de crecimiento en niños o bien de desarrollo se refiere a un cuadro común y benigno de dolor/molestias episóficas en los pequeños.

¿Qué es el dolor de crecimiento en niños o desarrollo?

El dolor de crecimiento se halla por norma general en los muslos, las pantorrillas o bien tras las rodillas. En general los pequeños tienen dolor en las 2 piernas. Extrañamente puede aparecer asimismo en las extremidades superiores.

Llega al final del día, de noche ya antes de irse a la cama o bien de noche, aún puede despertar al pequeño. Generalmente, por la mañana, el pequeño no presenta ninguna protesta y hace su vida normal.

La intensidad del dolor cambia de un pequeño a otro. Tiene sitio entre tres y trece años, y puede ser más usual entre tres y cuatro años, y tras nuevo entre ocho y doce años de edad.

Un dolor que limita las actividades de los pequeños a lo largo del día no es consistente con el dolor de desarrollo.

¿Qué causa el dolor de desarrollo?

Pese al nombre, no es necesario que el desarrollo cause dolor. No está claro de dónde viene.

Una de las teorías más admitidas es que este dolor brota como contestación al intenso esmero muscular del pequeño a lo largo del día (correr, saltar, jugar, etcétera).).

¿Cuál es la frecuencia de las crisis?

La mayor parte de los pequeños no tienen dolor todos y cada uno de los días. El dolor va y viene, con intervalos libres muy variables. Puede acontecer una vez al día o bien una vez de noche, a lo largo de múltiples días o bien múltiples noches por semana y a lo largo de múltiples semanas.

Cada episodio dura de unos minutos a horas. Desaparece a lo largo de un tiempo, repitiéndose después con exactamente las mismas peculiaridades.

¿De qué forma calmar el dolor de crecimiento en niños?

  • Aplicar calor en la zona dolorosa
  • Masajear la zona dolorosa
  • Ciertos estudios mostraron una mejora en el dolor con el alargamiento de ciertos músculos del muslo (quadricípitis y también isquiotibiales), como de los gemelos.
  • No hay un tratamiento médico concreto para el dolor de desarrollo. Puede ser preciso dirigir ciertos calmantes para calmar el dolor, más por norma general el dolor de desarrollo calma con el masaje y la aplicación de calor local y no se requiere medicación.

¿En qué momento ver a un médico?

  1. Si las protestas son persistentes y el dolor es intenso.
  2. Si limita las actividades normales del día como correr, saltar, jugar…
  3. Si tiene fiebre.
  4. Si el dolor es solo en una pierna (el dolor de desarrollo acostumbra a ser en las dos).
  5. Si tiene hinchazón o bien enrojecimiento de la pierna (zona más roja).
  6. Inflamación de las articulaciones, rojas o bien dolosas (el dolor es muscular).
  7. Pérdida de apetito.
  8. Fatiga.
  9. Debilidad.
  10. Pérdida de peso.

Como ya mencionamos, el dolor de desarrollo no tiene una causa determinada, ni un tratamiento concreto, y al final desaparece sin dejar prácticamente rastro.