La dificultad para respirar se puede definir como los problemas de una persona cuando tienen inconveniente, incomodidad y asfixia al momento de realizar la respiración, conoce más de este tema leyendo el siguiente artículo.dificultad para respirar

Dificultad para respirar

Es un término utilizado cuando el paciente tiene problemas en el proceso de inhalación de aire, le resulta incómodo y la sensación de no recibir suficiente oxígeno genera ansiedad. Al faltar el aire la persona inmediatamente comienza a sentir preocupación.

Esto aumenta el riesgo de crear situaciones críticas e incómodas que pueden generar en problemas graves, la disnea como suele llamarse la falta de entrada de aire a los pulmones genera la limitación de aire hacia los pulmones, provocando sensaciones de ahogo y sofocación.

Algunas Consideraciones

La dificultad para respirar no es un diagnóstico, representa una situación clínica que limita su capacidad para inhalar y exhalar aire, lo que puede provenir de enfermedades pulmonares graves o leves, o simplemente de síntomas asociados a limitaciones para la recepción oxígeno.

En casos aislados búsqueda de  aumentar la entrada de aire produce algunos sonidos silbantes, que promueven aún más, la preocupación en las personas, el control y seguimiento debe hacerse de inmediato, y aún más si el paciente es fumador.dificultad para respirar

Causas

Este trastorno tienen diferentes causas, y síntomas como la cardiopatía pueden generar la dificultad para respirar, ya que el corazón no bombea lo suficiente y limita la acción del flujo sanguíneo, lo importante en todo este proceso es que los órganos puedan recibir suficiente oxigenación. Entre las causas más importantes tenemos:

  • Presencia de EPOC (enfermedad pulmonar obstructiva crónica.
  • Embolia pulmonar.
  • Inflamación y acumulación de flema en las vías aéreas (Bronquitis)
  • Neumonías.
  • Enfisema
  • HTA (Hipertensión arterial) pulmonar
  • Problemas en los conductos y vías que llevan el aire a los pulmones.
  • Obstrucción en las vías respiratorias
  • Problemas cardíacos como infarto, insuficiencias coronarias, arritmias
  • Inflamación de las cuerdas vocales
  • Presencia de alergias y polvo en el aire.
  • Hernia de hiato
  • Neumotórax o colapso de pulmón
  • Embolia pulmonar
  • Pérdida excesiva de sangre
  • Asma
  • Derrame pleural
  • Difteria sobre todo en niños pequeños
  • Ca. De pulmón
  • Fibrosis pulmonar
  • Tuberculosis
  • Pericarditis
  • Anemia.
  • Fractura de costillas
  • Síndrome de Guillain Barre
  • Obesidad extrema y leve.
  • Ansiedad y ataques de miedo.
  • Problemas hematológicos donde la sangre no recibe suficiente oxígeno.
  • Cuando visitar el médico.

Si observa que la dificultad para respirar se alarga y no aprecia ningún tipo de evolución, llame inmediatamente a servicios de emergencias y acuda al médico, así mismo si de repente observa que de manera súbita le falta respiración, Dolor en el pecho y dificultad para respirar, fiebre, falta de aire después de realizar una actividad física.

Cualquier síntoma que observe, el cual no es acorde con la normalidad en la respiración, debe solicitar la consulta con el especialista. Si es fumador los problemas pueden aumentar.

¿Qué se espera en la consulta?

El especialista inmediatamente realiza una serie de preguntas y comienza a establecer los síntomas, de manera que puede establecer un diagnóstico inmediato, cuando el médico observa que los síntomas no coinciden con ningún diagnóstico sugiere la realización de:

De allí el especialista determinará qué diagnóstico tiene la persona y establecer la administración de un tratamiento o terapia para solventar al cuadro clínico.

¿Qué señales debe observar el paciente?

Si por algún motivo usted observa lo siguientes cuadros notificarlo inmediatamente al médico:

  • Respiración muy acelerada.
  • Palpitaciones rápidas del corazón.
  • Palidez y coloración de las uñas y piel.
  • Sentir frío sin ningún tipo de razón
  • Aumento de las fosas nasales al inhalar.
  • Dificultad para respirar y dolor de espalda
  • Respiración con silbido.

¿Qué debe el hacer el paciente?

La primera recomendación es hacer un esfuerzo y mantener la calma, apreciar que tipo de dificultad para respirar es la que se presenta, si observa que se agrava la situación llame a otra persona, vecino, amigo o familiar para que lo ayude, e inmediatamente  solicite una ambulancia.

Si el problema no presenta gravedad, llame a su médico y solicite una consulta, si la dificultad de respirar va cediendo poco a poco, siéntese y espere que pase la crisis.

Los Cuidados en el hogar

Mantenga los lugares limpios y  fuera de polvo, si tienen algún amigo o familiar fumador sugerirle que no lo haga frente a usted, evite la humedad y los olores estables, ciertas alergias pueden provocar la dificultad para la respiración.

Realiza ejercicios suaves, como caminar y relajaciones, trata de no incentivar los aumentos de temperatura bruscos, abrir la nevera de manera repentina, tome sus medicamentos siguiendo las instrucciones del médico, no se auto medique

Mantenga las áreas ventiladas, y trate de no permanecer solo, cuente con la compañía de un familiar o amigo que le ayude en caso de presentarse una emergencia. Los pacientes con este tipo de problemas, deben estar bajo observación constante. en el Caso de dificultad para respirar en niños, se deben seguir las indicaciones dadas por el pediatra y notificar cualquier anomalía.

¿Cuando visitar al médico?

Si observa que la dificultad para respirar se alarga y no aprecia ningún tipo de evolución, llame inmediatamente a servicios de emergencias y acuda al médico, así mismo si de repente observa que de manera súbita le falta respiración, dolor en el pecho, fiebre, falta de aire después de realizar una actividad física.

Cualquier síntoma que observe, el cual no es acorde con la normalidad en la respiración, debe solicitar la consulta con el especialista. Si es fumador los problemas pueden aumentar.

¿Cómo cuidar a un paciente?

Si la persona se encuentra con un cuadro clínico delicado es importante que una enfermera (o) cuidador realiza la supervisión, entre otras cosas debe tomar en cuenta:

  • Revisar el pulso constantemente.
  • Evaluar los niveles de temperatura.
  • Si observa sofocación aflojar las prendas de vestir.
  • Sentarlo de vez en cuando para movilizar las bases pulmonares.
  • Cuando el paciente experimenta falta de aliento, quite o afloje las prendas de vestir ajustadas.
  • Mantener ventilada la habitación.
  • Estar pendiente de la administración de medicamentos y alimentación
  • Si se le administra oxígeno controlar los flujos y seguir las indicaciones dejadas por el médico.
  •  Notificar inmediatamente al medico cualquier anormalidad en la respiración.

Encuentra mas información sobre este y otros temas visitando estos enlaces

Las Sibilancias

Insuficiencia respiratoria

Asbestosis