Cuáles son las consecuencias del pecado. Dios creó un mundo perfecto para que los seres humanos lo disfrutaran. Sin embargo, la elección de Adán de desobedecer a Dios nos condujo a sufrir las consecuencias del pecado.

Las consecuencias que genera el pecado son: los sentimientos de culpa, el miedo, la soledad, la herida, el dolor, el quebrantamiento, la degradación, la enfermedad y la destrucción que resultan de violar las leyes de Dios. A veces pecamos por una razón, otras veces pecamos sin entender las consecuencias. Sin embargo, cuando aceptamos a Cristo, estas consecuencias ya no se aplican y disfrutamos de la eternidad en el paraíso con Dios y su Hijo.

A continuación vamos a explicar cuáles son las consecuencias del pecado desde la perspectiva bíblica. Además, expondremos en que nos afecta.

Cuáles son las consecuencias del pecado según la biblia

Cuáles son las consecuencias del pecado según la biblia

Cuáles son las consecuencias del pecado según la biblia

A diferencia de cualquier otro libro, la Biblia revela cuáles son las consecuencias del pecado y lo que Dios piensa acerca del mismo. La Biblia informa que el pecado es un asunto serio porque nos separa de Dios. Del pecado resulta la muerte de la persona, ya que la muerte espiritual le ha robado la vida eterna. No termina en la muerte física, sino que procede a la separación eterna de Dios, lejos de Su presencia y Su gloria para siempre. 

Y al hombre dijo: Por cuanto obedeciste a la voz de tu mujer, y comiste del árbol de que te mandé diciendo: No comerás de él; maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos los días de tu vida.

Espinos y cardos te producirá, y comerás plantas del campo.

Génesis 3:17-18

 

Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.

Romanos 6:23

Consecuencias del pecado en el creyente

Consecuencias del pecado en el creyente

Consecuencias del pecado en el creyente

La separación eterna de la presencia de Dios es el peor resultado de todo pecado. Quien peca, se rebela contra Dios. El infierno es una eternidad sin Dios. La Biblia dice que otras consecuencias del pecado en el mundo son:

  • La enfermedad: ahora nuestros cuerpos son vulnerables a todo tipo de enfermedades y, un día, todos tenemos que morir (pero cuidado: la enfermedad no siempre es una consecuencia del pecado individual; es una consecuencia de la existencia del pecado en el mundo).
  • Desastres naturales: hambrunas, inundaciones y otros desastres son producto de la maldición de la tierra.
  • Relaciones difíciles: se ha vuelto mucho más difícil tener relaciones armoniosas con otras personas.
  • Culpabilidad: la culpa corroe la vida sin ofrecer una solución; la persona se condena a sí misma, pero no sabe cambiar su vida.
  • Falta de sensibilidad: es lo opuesto a la culpa; la persona pierde el sentido del bien y del mal y continúa pecando sin comprender las consecuencias
  • Humillación: el pecado conduce a la deshonra de los arrogantes y orgullosos.
  • Castigo de la ley: algunos pecados son delitos y pueden dar lugar a varios tipos de castigo aplicados por la justicia humana.

El pecado trae mucho sufrimiento al pecador. Sin embargo, debes entender que Dios no quiere castigarte. Por esta razón mandó a su hijo al mundo, para que tú puedas librarte de tus pecados.

Dios nos ama y no le gusta vernos sufrir. Por lo tanto, vino a la tierra para tomar el castigo por nuestros pecados en nuestro lugar. Ahora aquellos que aceptan a Jesús como su salvador reciben el perdón de sus pecados y pueden permanecer en la presencia de Dios. ¡Un día Dios destruirá todo el sufrimiento causado por el pecado y los salvos vivirán con Él para siempre!

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.

Juan 3:16

¡Esto ha sido todo!. Esperamos que este artículo te haya resultado útil. Si ahora quieres saber cómo aceptar a Jesús como salvador, continúa navegando por Descubir.online.