¿Cómo usar los puntos suspensivos? Lo primero que se necesita tener claro es que son los puntos suspensivos, estos son un grupo de 3 puntos que sugiere la omisión de palabras en el material citado, la vacilación o la interrupción en el diálogo o la línea de pensamiento. Los puntos suspensivos tienen que tener espacios anteriormente, entre y luego de los puntos.

 Para omitir información en una cita

Con material citado, utilice los puntos suspensivos para indicar una omisión al inicio, dentro o finalmente de una sentencia u oración. No obstante, una vez que la omisión está en una frase, primero debería insertar la puntuación idónea para concluir la sentencia (un punto, un símbolo de interrogación o un símbolo de exclamación) y después añadir los puntos suspensivos.

Ciertos ejemplos: Alex mencionó, “… y no asistiré a la fiesta”. Maria Fernanda nos rememoró: “El día estudiantil en cada una de las escuelas… Empieza a las 8:30 am”. Susana describió: “Era sumamente grande, por lo que no podré asistir…”.

 Omitir oraciones enteras en citas

De la misma manera, cuando te encuentres empleando material citado, use puntos suspensivos para indicar que se ha omitido una frase completa o más como un párrafo completo o más entre oraciones. Recuerde que primero debería utilizar la puntuación idónea (un punto, un símbolo de interrogación o un símbolo de exclamación) para finalizar la sentencia que precede a los puntos suspensivos.

 Ejemplos: La madre mencionó: “No te olvides que a llegar a la casa deberás limpiar tu cuarto y todo lo que tienes allí… Al final podrás jugar con el perro”. La novia preguntó: “¿Nos iremos al amanecer? … ¿Cómo debo ir vestida?”

Emplee puntos suspensivos en la escritura ficticia para indicar vacilación o interrupción en el diálogo o en el tren de pensamiento. Si la frase se estima inconclusa, use solo puntos suspensivos. Si la sentencia se estima completa, utilice un punto y los puntos suspensivos.

Ejemplos: “La noche oscura y húmeda presagiaba un clima tormentoso, a menos que… ¿Podría ser? …”, “Lo cierto es que, no estaba segura de querer ir…”

Mayúsculas

Teniendo claro algunos de los usos de los puntos suspensivos, hablemos un poco con respecto a la gramática mientras se emplean. Cuando los puntos suspensivos se ponen para darle conclusión a una frase u enunciado, deberás tener en cuenta que el término que le seguirá deberá comenzar con mayúscula.

Es decir: “Si yo asistiera a ese concierto… No sé lo que podría suceder”, “Cuando Mafer me mira… Solo me pongo nervioso”, “El clima se ve tan… Mejor llevaré un suéter”.

Minúsculas

Ahora, si al poner los puntos suspensivos, no culminaste con la frase y fueron puestos con la finalidad de darle suspenso a la oración y el término que sigue tras los puntos continúa la línea de pensamiento, no se pondrá en mayúscula, sino en minúscula.

Ejemplos: “Considero que ella es una persona demasiado… inteligente”, “Cuando le vi nuevamente tenía la apariencia de… un monstruo”, “Los encontré… jugando”.