¿Cómo secar un celular Samsung? El teléfono se ha convertido en una extensión del cuerpo para muchas personas, por lo que lo llevamos a todos lados con nosotros, desde actividades cotidianas en el hogar, en el trabajo, incluso al ir al baño, en todo momento tenemos a disposición nuestro móvil. Y lamentablemente también lo usamos en situaciones donde no es recomendable tenerlo, porque puede sufrir un daño que afecte su sistema.

Este es el caso del agua, ya sea en la cocina, el baño o cuando estamos en un río, una piscina o una playa. En muchas ocasiones creemos que no va a pasar nada, pero en un descuido vemos como el móvil se moja, ya sea un poco de agua o mucha, el daño ya está presente.

Es una situación muy común el ver a personas que mojan sin querer su dispositivo, por suerte hay maneras de solucionarlo, siempre y cuando la cantidad no sea muy elevada.

¿Qué le sucede al teléfono cuando se moja?

Recordemos que el móvil está compuesto por pequeñas partes que funcionan mediante el proceso de operaciones lógicas, al mojarlo, estos procesos se interrumpen ocasionando cortos circuitos, ocasionando daños en aplicaciones y el teclado.

Como explicamos anteriormente, el daño puede ser menor si la cantidad de agua no es abundante, en el caso de serlo, estamos hablando de un problema irreparable, donde la única opción es reemplazarlo.

¿Qué es lo primero que debemos hacer en caso de mojar nuestro móvil?

Cuando mojamos el celular, lo primero es quitar todas las piezas desarmables, como son la tapa, la batería, la memoria micro SD y la tarjeta SIM, la retiramos y ponemos a secar rápidamente. Luego secamos lo mejor posible y dejamos un par de días el móvil sin usarlo.

¿Qué no debemos hacer cuando mojamos el teléfono?

Si mojamos el móvil, hay que evitar a toda costa el intentar usarlo, no lo podemos prender ni activar ninguna función. Si lo hacemos agravamos el daño, ya que generamos cortos circuitos dentro de los componentes del celular, hay que retirar todo y ponerlo a secar.

¿Cómo podemos secar un celular Samsung?

Al retirar todos los componentes, si fue un poco de agua, usar un trapo seco y pasarlo sobre el teléfono y la batería; esto lo hacemos en los casos donde el contacto con el agua es ínfimo. Si es una cantidad de agua mayor, el siguiente paso utilizar una secadora, y exponer todas las partes del móvil con ella, para que seque en su totalidad.

Uno de los remedios caseros es el arroz, y si sirve este truco, pero en casos donde no es mucha el agua que se encuentra dentro del móvil. En casos más extremos, donde se habla de una mojada completa, tenemos el  alcohol isopropílico puro, este sirve para limpiar componentes eléctricos, y lo mejor es que se evapora sin dejar rastro.

Al usar el alcohol, debemos dejar unos 10 minutos el teléfono sin uso, para luego encenderlo y ver si funciona, en caso de que ninguna de las opciones dé resultado, hay que llamar a atención al cliente, o cambiar nuestro teléfono por uno nuevo.