¿Cómo quitar pintura del metal? La pintura en aceite es una de las más difíciles de manejar y de retirar de los diferentes componentes, si bien es la mas adecuada para ser aplicada en el metal, es un poco complicado retirarla, si no se está utilizando el método adecuado para esta labor de igual manera es necesario retirarla en determinadas circunstancias.

En el caso de que la pintura de la reja, por colocar un ejemplo, se encuentre descascarada y sea necesario aplicar una nueva capa de pintura para conservar en buen estado el metal de la reja lo mas recomendable es que se retire la capa dañada y se coloque una nueva, a continuación, unas cuantas técnicas para retirar la pintura sin dañar el metal.

La forma manual

Una de las opciones por las cuales se puede optar es hacer el retiro de la pintura de manera manual, esta es recomendable cuando se esta trabajando una superficie de pequeño o mediano tamaño o que en su defecto es una pieza delicada, para esto se deberá:

  • Usando un raspador o espátula retira la pintura suelta.
  • Lija la superficie para retirar los restantes de la pintura. Usa una lija gruesa para esta labor.
  • En el caso de que desees realizar la labor más rápido podrás acudir a una lijadora eléctrica.
  • Para poder realizar un buen acabado es necesario usas una lija de grano fino o medio.
  • Al finalizar de retirar los residuos de pintura con la lija, limpia por completo la superficie.

Con productos químicos

La segunda opción es realizar la labor de retirar la pintura usando químicos, se recomienda para lugares de difícil acceso, para esto es necesario que se:

  • Lo primero es retirar la pintura levantada con una espátula o raspador.
  • Usando una brocha sintética es necesario que se aplique una generosa capa del decapante.
  • Deberás dejarlo actuar por un rato. Cuando la pintura se ampolle indica que se esta desprendiendo de la superficie.
  • Raspa la superficie de metal usando una espátula. También se podrá usar un cepillo de alambre.
  • Cuando se termine de retirar la pintura lo siguiente es necesario que se enjuague la superficie a trabajar con un disolvente.
  • Usando una lija de grano fino retire los restantes de pintura y límpiela de la manera adecuada.

El decapado térmico

La siguiente alternativa es un poco más complicada que las anteriores y se va a requerir mas cuidado, ya que se usaran otros elementos, en este caso es necesario que se realicen los siguientes pasos:

  • Lo primero es retirar la pintura que se esta levantado con la espátula.
  • Posteriormente es necesario que se use una pistola de calor, que soplará aire entre unos 500 a 600 grados centígrados.
  • Una vez que se ablande la pintura es necesario que se retire el restante de esta usando la espátula.
  • Usando una lija de grano fino retire los restantes de pintura y límpiela de la manera adecuada.

Importante

Las medidas de seguridad son un elemento que se debe tener en cuenta, recuerde que dependiendo del método a usar es recomendable tener consigo unos lentes protectores, mascaras para evitar respirar partículas de pintura, guantes de seguridad para evitar los daños a las manos.