¿Cómo jugar trompo?  Los juegos tradicionales son una parte importante en las culturas de muchas naciones alrededor del mundo. En los países latinoamericanos son muy conocidos y muchos niños aprenden a jugar y a disfrutarlos desde edades muy tempranas.

Gracias a estos juegos completamente analógicos, los niños pueden entretenerse de forma sana ajenos de las pantallas de los dispositivos móviles y de computadoras.

El trompo es uno de estos juegos. En el artículo que encontrarás a continuación conocerás un poco sobre las nociones de este popular juego y cómo puedes disfrutarlo.

¿Qué es el trompo?

El trompo es un juguete tradicional de muchos países en Latinoamérica. Este tiene forma de cono conjunto extremo inferior terminando en una punta. Suele ser de un plástico duro o madera. Este es una forma de peonza.

Su origen no está del todo claro, de hecho, se tiene conocimiento de su existencia incluso desde 4000 años antes de cristo, gracias a los ejemplares encontrados en las cercanías del río Éufrates en Asia Occidental.

Este juguete tiene una dimensión aproximada de 6 cm de alto por unos 4 a 5 cm de radio. No obstante, existen muchísimos diseños en dónde el diámetro puede ser mayor y la forma en que se enreda el cordón alrededor de él también es diferente.

La física del trompo

El objetivo de divertirse con este juguete es hacerlo girar sobre la punta de hierro en dónde se sitúa el centro gravitatorio. Este centro se ubica de forma perpendicular al eje de sobregiro.

El trompo logra su equilibrio debido a la velocidad angular que facilita el efecto giroscópico.

Tipos de trompo

Alrededor del mundo se han denominado y creado diferentes tipos de trompos. Podemos encontrar las perinolas, el dreidel, es levitron, spun, e incluso uno basado en un popular anime; el blayblade.

Pasos para jugar trompo

  1. Hay varias formas para que puedas jugar el trompo. Puedes hacer una corbata con la cuerda en la parte superior del trompo y luego deslízala hasta la parte inferior, dale una vuelta a la punta y comienza a enrollarlo de arriba hacia abajo.
  2. Otra forma de enrollarlo es sujetar la cuerda desde la parte inferior alrededor de la punta y seguir hasta la parte superior.
  3. Ahora tienes que lanzarlo haciendo un swing estilo pícher por encima del hombro, procurando lanzar el trompo haciendo un latigazo contra el piso.
  4. El trompo caerá en el suelo y comenzará a bailar dando vueltas hasta que se acabe la energía cinética.
  5. Para subir el trompo a tu mano cuando se encuentra dando vueltas en el piso, separa tus dedos centrales a modo que se creen una especie de pinza.
  6. Intenta recoger al trompo con los dedos y la mano extendida. Si logras hacerlo el trompo permanecerá dando vueltas en la palma de tu mano.
  7. También puedes utilizar el cordón para sujetarlo estratégicamente mientras aún se encuentra dando vueltas en el piso para hacerlo ascender y colocarlo en la palma de tu mano.