¿Cómo entrenar un perro adulto? Los perros son animales inteligentes y que se han acostumbrado a vivir con las personas, a pesar de que son animales y ese instinto no se podrá borrar por más que lo intentemos. Tener un perro de mascota conlleva una responsabilidad, no es igual que un hijo pero si tienen ciertas necesidades que debemos cubrir, y lo primero es ver si tenemos tiempo para compartir.

Tener a un perro desde cachorro nos trae la ventaja de que los podemos adiestrar de mejor manera, ya que, como los niños, son esponjas que van absorbiendo todo lo que ven, y mientras los estimulamos con juegos, irán aprendiendo ciertas cosas para poder convivir en paz.

Tener un perro adulto

Aunque lo ideal es criar a un cachorro desde pequeño, algunas personas tienen de mascota a sus perros cuando estos tienen una edad superior a los 2 años. Ya sea porque lo adoptaron o simplemente encontraron una conexión que no tienen con otros perros.

Las ventajas de un perro adulto es que es más tranquilo, aunque le quedan ciertas baterías para jugar, no son tan explosivos cuando están en sus primeros años de vida. Otra ventaja es que captan indicaciones con mayor rapidez, un cachorro hay que guiarlo hasta obtener una conducta esperada, cuando son adultos, logran una madurez y comprenden mejor las cosas.

¿Los perros solo aprenden de cachorro o pueden ser educados a cualquier edad?

Los perros cuando son cachorros aprenden mejor, pero sin importar la edad que tengan, siempre están dispuestos a aprender. De hecho, un perro se le debe educar toda la vida, ya que puede adquirir destrezas para captar órdenes, puede también agarrar hábitos desagradables o que sean poco recomendados para la convivencia con su dueño.

Las ventajas que tienen educar un perro adulto, van desde lo tranquilos que son, saben dónde tienen que hacer sus necesidades, se pueden dejar solos, a diferencia de cuando son cachorros, si hiperactividad no permite darles un espacio solo sin que haya consecuencias.

Y la desventaja principal de educar un perro adulto, radica en un comportamiento que tenga por años, revertirlo será complicado y lleva a muchas horas de entrenamiento, en algunos casos es difícil lograrlo, pero no es imposible, hay que trabajar con ellos lo más que se pueda. Otra desventaja es el tiempo, con un cachorro se puede educar por menos tiempo, pero un adulto lleva varias horas al día, por lo que la constancia será importante.

¿Cómo entrenar un perro adulto?

     La educación entre un perro adulto y cachorro no tiene mucha diferencia, siempre debemos ser constantes, en los adultos, el método de recompensa es importante para captar indicaciones. No debemos gritarles o pegarles, de esta manera no aprenderán y por el contrario, estarán asustados en la siguiente sesión de entrenamiento.

Debemos tomar en cuenta la salud del perro, ya que se puede ver limitado a realizar ciertas actividades, y por último, la paciencia será vital para lograr resultados efectivos, si no aprende rápido, no debemos desanimarnos, con mucho trabajo lograremos adiestrarlo.