El Catéter Venoso Central es un implemento médico, utilizado con la finalidad de administrar medicamentos, nutrientes, líquidos o hidrataciones de derivados sanguíneos que son necesarios administrar a los pacientes, cuando debido a su condición física, esto no puede ser efectuado por otros medios normales.

 

 

Catéter Venoso Central

Le invitamos a conocer más información sobre estos tubos, flexibles y delgados, que permiten mantener con vida a un paciente en condiciones críticas.

¿Qué es un Catéter Venoso Central?

El catéter venoso central es un instrumento médico empleado para la administración de fluidos o alimentos que son necesarios, para la conservación de la vida de un paciente, que por medios normales no permite que le sean administrados.

Es un tubo largo, delgado y además flexible, con el cual se logra la adecuada medicación del paciente, que es colocado en una vena grande de su piel, bien sea a nivel del brazo o en su pecho. La finalidad del este catéter, es que los líquidos lleguen hasta una vena grande próxima al corazón de la persona.

En ocasiones es posible que el catéter venoso central, sea colocado en el cuello de paciente, cuando esto es hecho durante su hospitalización.

Nombres Alternativos

Este tipo de catéter es identificado con otros nombres como es el caso de Port-a-Cath; InfusaPort; Puerto subclavio; Medi-port; Vía Venosa Central – Puerto; o como lo consideramos para este artículo, bajo el nombre de Catéter Venoso Central.

Uso del Catéter Venoso Central

El catéter venoso central es empleado cuando se necesita la administración de medicamentos, durante largos períodos, siendo escogidos en el caso de circunstancias como las que se enumeran a continuación.

  • Es empleado cuando es necesario contar con una vía para la administración de medicamentos, que necesita mantenerse por más tiempo que un catéter de tipo venoso normal, en casos de cáncer, infecciones o presencia de dolor, con la respectiva posibilidad de suministrar alimentación al paciente.
  • Cuando la persona sufre de trastornos cardíacos, y se necesita una rápida respuesta al suministro del medicamento.
  • Por ser una forma de administrar líquidos o sangre con mayor rapidez.
  • En los casos donde se necesita, la constante toma de muestras de sangre, para realizar las pruebas de laboratorio al paciente, evitando con ello los sucesivos pinchazos.
  • Para realizar la diálisis de pacientes que presentan insuficiencia renales.

Catéter Venoso Central

Tipos

Estos catéteres se presentan de varios tipos, que son utilizados, de acuerdo con las necesidades de cada caso. Por ejemplo les podemos dar a conocer los siguientes.

Vía de PICC

Es reconocido como un catéter venoso central inducido periféricamente, en una vena tanto presente en el brazo, cuello o pecho.

Tunelizado

Es empleado con alguna vena del cuello o pecho, y su introducción se realiza quirúrgicamente, pasándolo por debajo de la piel; siendo menos visible y permitiendo el movimiento del paciente, teniendo a la vez siempre disponible esta vía, para el suministro de los fluidos que le sean necesarios.

Puerto Implantado

Es un catéter similar al anterior, pero con la salvedad de que permanece completamente debajo de la piel, siendo necesario atravesar esta en caso de tener que ser inyectados los medicamentos. Este tipo de catéter, se emplea con un reservorio, para la administración lenta del medicamento al torrente sanguíneo, siendo de pocos cuidados médicos y menos visible que el tunelizado.

Catéter Venoso Central en Neonatos

El catéter venoso central es empleados en bebés recién nacidos, cuando presentan condiciones críticas que requieren del suministro de tratamiento de forma rápida y efectiva, especialmente cuando no se le pueden suministrar los medicamentos por otras vías y donde se necesita conserva siempre activa la vía de acceso venoso, para preservar su vida.

Puertos de Catéter Venoso Central

Básicamente el catéter venoso central, se considera una sondo que es introducida por ejemplo en el pecho, y termina llegando al corazón, siendo en algunos casos conectado a un dispositivo que es identificado como puerto, colocado bajo la piel.

Todo esto es realizado mediante una pequeña cirugía, y con ello se cuenta con una vía para la administración y transporte, tanto de nutrientes como de medicamentos necesarios para el cuerpo del paciente.

Cuando se utiliza un puerto unido al catéter, se evita el desgaste de este y también se evita la ruptura de venas. Pudiéndose por otro lado, mantener la administración de tratamientos durante largo tiempo.

Catéter Venoso Central

Colocar el Puerto

Esto es realizado con mucho cuidado durante una cirugía menor, pudiendo ser en el pecho o en el brazo del paciente. Para lo cual es dormido bajo anestesia, o sencillamente estar despierto pero sedado con medicamentos, para evitar la presencia de dolor.

Esto le dejará una protuberancia en la piel no mayor al tamaño de una pequeña moneda, y un poco de dolor al comienzo, que sedera con el paso del tiempo.

Catéter Venoso central de 3 Lúmenes, uso de cada Lumen

En este sentido se emplean un catéter especial que está identificado con luces, según el tipo de fluido que se debe administrar por cada una de sus puntas, que en este caso son tres.

Siendo por ejemplo uno de ellos como línea distal, para medir el PVC, y administrar medicación y fluido terapias. El otro línea medial, para la administración de nutrición de tipo parental y el tercero de línea proximal, mediante el cual se aplican las sedoanalgesia como por ejemplo la Noradrenalina.

Complicaciones de su uso

El catéter puede presentar complicaciones durante su uso, cuando se presentan sangrados, infecciones o presencia de coágulos que afectan a los vasos sanguíneos.

Otras de las alteraciones que se puede presentar durante el uso del catéter por parte de un paciente, es que la vía se obstruya a causa del desplazamiento de algún coágulo; para lo cual es necesario que sea purgado, y conservado en las mejores condiciones de limpieza posibles, para evitar infecciones o que se dañe a causa de torceduras.

Cualquier otra complicación que se presente a causa de desplazamientos, dolores o colapsos en el uso del catéter, deben ser evaluados por el médico tratante, para que sean corregidos oportunamente.

Cuidados de Enfermería en Catéter Venoso Central

El personal de enfermería tiene un vital papel en la administración de los fluidos realizados a través del catéter, siendo además los encargados de preservar su cuidado y mantenimiento, cuando el paciente está hospitalizado.

Por ello deben estar adecuadamente preparados en este sentido, conociendo el manejo e identificación de los catéteres que están identificados con lúmenes, ya que cada uno debe recibir por su vía el correspondiente fluido.

Además de saber oportunamente, cuando el catéter está trabajando adecuadamente, para evitar daños ocasionados por infiltraciones o mala disipación de los fluidos en el cuerpo del paciente que se encuentra a su cargo.

Cuidados en el hogar

Cuando el paciente debe permanecer con el catéter durante mucho tiempo, es necesario que aprenda con el personal de enfermería, a cómo debe cuidar el mantenimiento de su catéter, en cuanto a limpieza o cambio de vendaje. Siendo algunas de las recomendaciones a seguir las siguientes, para los casos en que el catéter se encuentra con la salida fuera de la piel del paciente.

  • Antes de tocar su vía central asegúrese de tener las manos completamente limpias.
  • Evita la incidencia de infecciones, manteniendo seco siempre el lugar de salida de su catéter. Para ello durante la ducha, debe cubrirlo con una bolsa plástica, para evitar que esté en contacto con el agua.
  • Mantenga bien sujeto el catéter con cinta adhesiva, para evitar que quede colgando o sea desplazado de su lugar durante algún roce accidental.

Ayuda en el uso del Catéter Venoso Central

Cualquier trastorno que se produzca a consecuencia de la presencia del catéter en el organismo de la persona, como por ejemplo fallas respiratorias, dolor a nivel del pecho, sangrados, pulso irregular o desmayos, debe ser llevado con urgencia a un centro de servicios médicos, para que le brinden ayuda.

Consultar al Médico

Es necesario que la persona que está utilizando un catéter fuera de un centro hospitalario, y donde está manifestando señales de alteración fuera de lo normal en su organismo; se comunique oportunamente con su médico tratante.

Como información general, les indicamos que algunos señales que manifiestan la presencia de infección, debido a la presencia de un catéter son las siguientes.

  • Dolor, o enrojecimiento con hinchazón y aumento de temperatura en la zona donde está el catéter.
  • Presencia de pus, sangre o vetas rojizas en la salida del catéter.
  • Inflamación de los ganglios linfáticos del cuello, o en la zona inguinal o axilas.

De igual manera el paciente puede manifestar otra alteraciones que ameritan la intervención médica, como es el caso de la pérdida de la vía central, cuando se está infiltrando los líquidos inyectados o por la presencia de coágulos, o venas abultadas.

Además de aumentos de temperatura en su cuerpo, escalofríos, presencia de la cara hinchada u otras áreas del cuerpo. Y por último se debe estar pendiente que la vía central permanezca en su lugar, pues puede moverse debido a una tos, o al vomitar intensamente.

Todos esto antecedentes ameritan la intervención del médico tratante, incluso en los casos de los catéter que son colocados quirúrgicamente, puesto que se pueden mover u obstruir, perdiendo la vía central y en consecuencia dejando de ser útiles para conservar la vida y salud del paciente al cual se han implantado.

Les recomendamos leer:

VDRL

Carcinoma Escamocelular

Adenoides